Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los viajes que nos esperan en 2021

Escapadas cercanas hasta el verano y grandes rutas después. Con precauciones sanitarias pero sin miedo a volar. Siete trotamundos expertos nos desvelan sus expectativas para este año esperanzador

Cenote de Suytun, cerca de la ciudad de Valladolid, en la península mexicana de Yucatán.
Cenote de Suytun, cerca de la ciudad de Valladolid, en la península mexicana de Yucatán. Getty

“Hay muchas ganas de viajar”, dice Sonia Sereno, quien desde el blog Makuteros cuenta sus andanzas junto a su pareja y sus tres hijos. Como ella, otros seis avezados trotamundos consultados con muchos seguidores virtuales creen que los efectos del coronavirus continuarán durante la primera mitad de 2021, y que las cosas podrían normalizarse en el segundo semestre. “Y entonces volveremos a viajar como posesos”, afirma uno de ellos, el periodista especializado y colaborador de El Viajero Paco Nadal. A continuación, nos cuentan cómo se han apañado y qué han aprendido en 2020, y ofrecen recomendaciones para salir y descubrir nuevos rincones este año.

01 Paco Nadal

El periodista de viajes Paco Nadal. ampliar foto
El periodista de viajes Paco Nadal.

Test rápidos y lugares sin masificar

Paco Nadal regresó de Myanmar (Birmania) el 8 de marzo de 2020, “una semana antes de que todo se derrumbara”. Siete meses después volvió a pisar la T4 del aeropuerto de Barajas, “que había sido como mi casa”, para tomar un avión hacia A Coruña. “Me impresionó la soledad”. En el panel anunciador de los vuelos, “que me fascinaba mirar porque siempre mostraba destinos raros”, solo brillaban cinco salidas, tres de ellas domésticas. Durante el pasado verano estuvo moviéndose por España en coche; en septiembre atravesó los Alpes en bici, desde el lago Lemán (Suiza) hasta Turín (Italia), y en octubre hizo el Camino de Santiago. Cree que comenzaremos 2021 con planes de cercanías, pero no que esos miniviajes de proximidad, ese redescubrimiento de lo local como vaticinan algunos, se queden como tendencia. “Si esto se soluciona, como parece, en los seis primeros meses, volveremos a lo de antes”, afirma. “El Homo sapiens se hizo sapiens descubriendo mundo”.

Mientras tengamos que convivir con el virus, Nadal anima a viajar “donde nos dejen”, con precauciones y acatando las restricciones. También a perderle el miedo al avión y a reservar con tiempo, eso sí, “mirando muy bien las condiciones de cancelación”. Opina que los test rápidos y baratos son el futuro próximo. “Nos acostumbraremos a los controles sanitarios como asumimos los de seguridad tras el 11-S”, apostilla. A cambio, destinos masificados se podrán disfrutar sin agobios y a precios más baratos. “Como Egipto (PCR necesaria para entrar)”, pone de ejemplo. “Las aerolíneas están tocadísimas; puede que lancen ofertas al principio, pero en cuanto esto se normalice no creo que vayamos a un escenario de vuelos baratos”.

Las pirámides de Giza, en El Cairo (Egipto). ampliar foto
Las pirámides de Giza, en El Cairo (Egipto). Getty

“Estoy deseando que la gente pueda volver a África; los safaris son seguros, los participantes se mueven en grupos burbuja, por espacios naturales abiertos… En ese continente hay muchas personas que viven del turismo y ahora están pasando hambre”, recuerda Nadal. Él tiene dos o tres proyectos de escapada lejana —“No digo adónde, que se gafan”— en enero y febrero. “Y si me tengo que hacer una PCR para ir, me la haré”. Es más, apuesta por que “posiblemente necesitemos una cartilla de vacunación para entrar en algunos países” cuando las vacunas se hayan generalizado.

02 Marina Comes

La instagramer Marina Comes. ampliar foto
La instagramer Marina Comes.

Mensaje para 2021, ‘carpe diem’ total

La instagramer Marina Comes piensa que planear con mucha antelación tiene menos sentido que nunca: “Este año he viajado porque me he ido adaptando”. Norte de Japón, Marruecos, Túnez, Turquía, Mallorca, Menorca, Costa del Sol, Alicante, Asturias, Cataluña y Navarra. “Acabo de llegar de las Maldivas, y no sé qué va a pasar dentro de un mes”, confiesa. “Ahora hay que estar más pendiente e ir confirmándolo todo sobre la marcha, porque la información varía constantemente; hay que estar más abierto a los imprevistos y a que te cambien las cosas de un día para otro, pero sin enfados”, aconseja. “La planificación está sobrevalorada”, insiste.

“Olvidaremos esto muy rápido, porque es la condición humana, olvidar lo malo”, asegura. Comes es de las que opinan que la gente se va a lanzar a viajar en cuanto pueda, sobre todo los que han podido ahorrar en estos meses de limitaciones. Al menos en su comunidad de viajeros, de unos 300.000 seguidores, el mensaje es de "carpe diem total", de no esperar toda la vida a la escapada soñada, sino hacerla. Ya.

En 2021, Comes piensa recorrer la Patagonia chilena, un plan “que se canceló el pasado mes de abril y me quedé con la espina clavada”; emprender un road trip por Nueva Zelanda, carretera y montaña; y otro viaje en coche por Utah, California y Colorado, en Estados Unidos.

“Para vivir me gusta la ciudad, y cuanto más cerca del centro, mejor; pero cuando viajo quiero libertad, aire libre y espacios increíbles”, detalla. Es su modo de recorrer el mundo, y además es la mejor alternativa en estos tiempos que corren, según su experiencia. “Nos vamos a sentir más cómodos en la naturaleza, en los pueblos pequeños. Las grandes ciudades van a seguir sufriendo. Se nota cuando visitas, por ejemplo, Madrid o Barcelona, donde hay hoteles que aún no han reabierto sus puertas; en el resto de España se ha vivido de otra manera”, observa.

03 Enrique Álex

Espacios abiertos y responsabilidad

El 'youtuber' y colaborador de 'El Viajero' Enrique Álex, en la cima de un volcán de Fuerteventura. ampliar foto
El 'youtuber' y colaborador de 'El Viajero' Enrique Álex, en la cima de un volcán de Fuerteventura.

Al youtuber Enrique Álex, el comienzo de la pandemia le pilló en Japón. Regresó a España e hizo una cuarentena voluntaria de dos semanas. Ahí se desmoronaron sus planes de visitar 15 o 16 países durante 2020. Salvo propuestas muy puntuales, y por responsabilidad, no viajó nada hasta el respiro que dio el virus en verano, momento que aprovechó para explorar España. “Conozco mejor México o Japón que mi propio país”, admite. Visitó lugares como Teruel o Lanzarote, menos frecuentados por el turismo de masas, más atípicos, y “que lo estaban pasando peor con esta situación”. Defiende que no tenemos que estar todos en los mismos lugares al mismo tiempo. “Puedes ir a la India y no ver el Taj Mahal”, pone como ejemplo. “A lo mejor en 2021 tiene más sentido disfrutar de espacios abiertos, de naturaleza y aventura”, propone, recordando que Nueva Zelanda cuenta con la misma densidad de población de Soria.

Álex defiende que incluso los países más masificados del mundo tienen “un montón de propuestas y territorios alternativos donde disfrutar de otro tipo de viaje”. Gastronomía, tradiciones, naturaleza. Y apela a la responsabilidad del viajero para cambiar el mercado hacia una oferta más sostenible y responsable. “Llevábamos años hablando de cómo cambiar la industria, pero no sabíamos cómo hacerlo; y en realidad, ¿para qué cambiar, si todo funciona, si siempre es temporada alta en algún lugar? Quizás este sea el punto de inflexión”, reflexiona. Se dará por satisfecho si los viajeros que salgan al mundo en 2021 empiezan a no sentirse cómodos en los territorios saturados y quieren conocer algo más. “México más allá de los resorts de la Riviera Maya”, sin ir más lejos. Su deseo es que, poco a poco, se vaya imponiendo el slow travel. “Viajar es disfrutar, no ir tachando objetivos de una lista”, concluye.

04 Makuteros

Sonia Sereno, Antonio Cuadrado y sus tres hijos, integrantes de la familia viajera Makuteros. ampliar foto
Sonia Sereno, Antonio Cuadrado y sus tres hijos, integrantes de la familia viajera Makuteros.

El año de España y Europa

Durante los dos meses de verano en los que la covid-19 dio un poco de tregua, Sonia Sereno, Antonio Cuadrado y sus tres hijos —la familia Makuteros— recorrieron España “con todas las precauciones y medidas de seguridad”, en coche, camper y avión, para la quinta temporada de su docureality Mi familia en la mochila. Family Run, que emitirá La 2 en el primer semestre de 2021. “Creo que será el año de los viajes de cercanías, entendiendo por ello España y Europa”, comenta Antonio. Y que dependerá de la velocidad a la que se reactive el sector de la aviación. “Si puedes viajar y no tienes miedo, hazlo”, aconsejan a coro. “Si cierran España, por España; si abren fronteras, por los países europeos que lo permitan. Si está todo abierto, atentos a las ofertas de las aerolíneas”, invitan. “Recomendamos hacer un listado con las atracciones y puntos más turísticos, porque no volveremos a verlos con tan poca gente”, destacan.

“Este verano subimos al Teide y vimos el Patio de los Leones de la Alhambra sin colas”. Algo que para ellos fue una sensación agridulce. “Es triste ver los comercios cerrados y los restaurantes vacíos de turistas”, reconocen. Sonia y Antonio son de los que defienden que el paradigma del turismo va a cambiar. “Esta vuelta a los destinos europeos va a estar años con nosotros, porque se van a encarecer bastante los viajes de larga distancia”, apunta Antonio. En su opinión, también los safaris subirán de precio porque “mucho de ese sector se ha desmantelado, volver a montarlo será costoso, y va a tirar de viajeros con más recursos”. Por contra, despunta el nómada digital, según tercia Sonia, que gracias al teletrabajo viaja mientras trabaja. O viceversa.

“Los destinos van a hacer un verdadero esfuerzo por abrirlo todo”, remachan. Ellos, desde luego, piensan aprovecharlo. En 2021 emprenderán, si pueden, una ruta vikinga por Islandia, “muy iniciática, con mucha naturaleza”, y realizarán escapadas de cuatro días a otros lugares aún por concretar. Todavía no han comprado los billetes. La benjamina de la familia, Jimena, tiene ocho meses, pero Sonia no cree que la covid-19 añada riesgo al plan de viajar con una bebé (más dos niños). “Este tipo de viajes es muy de meterse en la burbuja familiar y es complicado, manteniendo las medidas de seguridad, que te contagies”, explica. “Me han pasado muchas más cosas estando en casa que viajando. Eso sí, has de contratar un buen seguro y ser resolutivo: si el niño tiene fiebre, al hospital”, zanja.

Gosia Bendrat y Adrián Rodríguez, creadores del blog de viajes Molaviajar.com, junto a sus dos hijos en Montevideo (Uruguay). ampliar foto
Gosia Bendrat y Adrián Rodríguez, creadores del blog de viajes Molaviajar.com, junto a sus dos hijos en Montevideo (Uruguay).

05 Molaviajar

Sin miedo y con seguro

Mi consejo para viajar en 2021 es tomar todas las precauciones y seguir todas las recomendaciones, pero sin miedo”, sugiere Adrián Rodríguez, quien, junto a su mujer, Gosia Bendrat, y sus dos hijos, de siete y tres años, están detrás de molaviajar.com. “En España la vida sigue; en Polonia, donde residen, la vida sigue. Necesitas las mismas prevenciones que observas en tu lugar de origen”, reitera. “Este verano teníamos miedo de viajar a España, pero vimos que el aeropuerto estaba vacío y que el avión no iba tan lleno, y todos llevábamos mascarilla. Si te tiene que tocar, te va a tocar, lo mismo en casa que fuera”. Es su principal aprendizaje en un 2020 que empezó con muchas expectativas y ha terminado “en desastre”. La familia aprovechó para sacar su segunda guía, de Nueva York, y moverse por Cracovia, un destino cercano a su domicilio y habitualmente bullicioso: “Cuando nuestros seguidores veían los vídeos y stories sin gente, nos comentaban que parecía otra ciudad”.

Adrián ha intentado, sin éxito, conseguir un permiso especial para viajar a Nueva York en estos meses. “Tiene que ser una experiencia recorrer Manhattan sin turistas. En cuanto abran fronteras, nos vamos en el primer vuelo que haya”, enfatiza. Y antes o después del verano les gustaría empezar a trabajar Londres. Siempre protegidos por un seguro que considere la covid-19 una enfermedad más —a estas alturas, la mayoría lo hacen— y que la haya eliminado de sus exclusiones por pandemia. “Con o sin coronavirus, viajar con seguro es fundamental, sobre todo si vas con niños. Nosotros nos hemos especializado en Estados Unidos y es una locura ir allí sin cobertura sanitaria; si a alguno de nosotros le da, por ejemplo, una apendicitis, nos arruinamos”. Un buen seguro de viajes, además, te facilita el reembolso del dinero en caso de que haya problemas.

06 Viajeros callejeros

Toca investigar a fondo el destino

Quien quiera viajar en 2021 tendrá que mirar detenidamente las políticas de cancelación de lo que contrate, según Vanessa Santiago. E investigar a fondo el destino. “Hay que saber los requisitos de entrada al país, si piden PCR, si hay toque de queda, si los restaurantes están abiertos o cuál es el aforo en los museos”, enumera. Santiago forma junto a su pareja, Roger Carles, Viajeros Callejeros. “No debemos fiarnos de Internet”, alerta. “Hay que ir a la información oficial, y tampoco está de más llamar por teléfono para confirmar horarios”, insiste.

Vanessa Santiago y Roger Carles en Suiza, con el Matterhorn al fondo. ampliar foto
Vanessa Santiago y Roger Carles en Suiza, con el Matterhorn al fondo.

Fuera de eso, y de acostumbrarse a reservar online, no cree que haya que tomar más precauciones que las que adoptamos en casa. Responsabilidad, mascarillas, gel hidroalcohólico, distancias. “Y decirlo, educadamente, si en algún sitio no se cumplen las medidas de seguridad”. Ellos lo han hecho durante sus últimas rutas, domésticas salvo un salto a Suiza que hicieron por los pelos: al día siguiente de su llegada, los viajeros procedentes de España tenían que guardar cuarentena.

“Seguiremos moviéndonos por España en el primer semestre de 2021, incluso más tiempo; pero hay trotamundos que en cuanto todo se estabilice cogerán la mochila y se irán lo más lejos posible sin mirar atrás”, comenta entre risas. Igual pasa con la tendencia de improvisar más; algunos lo están haciendo, pero también hay quien ya está reservando alojamientos a través de la web de Viajeros Callejeros para la primavera-verano del año que viene.

“Cuando reservas es como si comenzaras tu viaje; es psicológico”, reflexiona Vanessa. Ella y Roger tienen reservados alojamientos para patearse París y Ámsterdam en abril y mayo de 2021, con posibilidad de cancelación. “A partir del segundo semestre la idea es cruzar el charco”, prosigue. A todos los que se aventuren por el mundo les pide que favorezcan los negocios locales. “Nosotros vivimos en un pueblo de Girona que depende del turismo internacional; como este año no hay, los comercios están cerrando y muchos no volverán a abrir”.

07 Elena Ortega

Viajar es un regalo

La viajera y fotógrafa Elena Ortega, @misswinter en Instagram. ampliar foto
La viajera y fotógrafa Elena Ortega, @misswinter en Instagram.

La viajera y fotógrafa Elena Ortega, @misswinter en Instagram, pretende retomar en 2021 dos escapadas canceladas en 2020: a las islas Feroe y a los Dolomitas, en los Alpes italianos. Si lo consigue, está segura de que las disfrutará el doble que antes de la pandemia. “Mi lección aprendida ha sido la de que viajar es un regalo. Creo que habíamos empezado a perder esto de vista, a darlo por hecho, a quitarle valor… Era tan fácil llegar a todos los sitios…”, argumenta. “Y no, viajar es un lujo”, reitera. “Lo que daría por irme ahora mismo a Pe­ñíscola (vive en Castellón) a comerme un arroz”, suspira en conversación telefónica. “No hace falta marcharse a la otra punta del mundo; irte al pueblo de al lado puede ser una experiencia maravillosa”, enfatiza @misswinter, que este verano disfrutó de Vejer de la Frontera (Cádiz) y de Galicia.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información