Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los artesanos de Fez

La actriz África Gozalbes viajó durante su veintena a Marruecos y aún lo recuerda

La actriz África Gozalbes se convierte en una niña del franquismo en la obra de teatro El florido pensil (niñas), recién estrenada en el teatro Marquina de Madrid. Durante su veintena viajó a Marruecos y aún lo recuerda.

¿Cuál fue la primera parada?
Tánger. Y después Chauen, un pueblito de color azul añil con una luz intensa.

¿Por qué le marcó tanto ese viaje?
Porque en esa época la vida es pura aventura. Pasé 15 días recorriendo Marruecos en coche con un amigo. Queríamos ser libres, pero vivimos momentos arriesgados, como cuando acampamos entre Chauaen y Fez en un lugar que resultó ser zona militar. Nos tuvimos que marchar en medio de la noche. Pasé mucho miedo.

¿En Fez la experiencia fue más grata?
Fez fue para mí el descubrimiento de un mundo exótico. Todo el mundo te cuenta que el zoco es impresionante, con olores y colores que te asaltan, pero hasta que no llegas no te das cuenta. Me impactó ver a los artesanos.

Se les quitarían las ganas de acampar…
Volvimos a acampar en Oukaimeden, en la cordillera del Atlas, y al sur de Ketama. Era lo que nos pedía el cuerpo.

Más información