Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
DORMIR CRÍTICA i

Hotel Spa Ciudad de Astorga, el descanso para el peregrino

Un palacete modernista de principios del siglo XX que garantiza tranquilidad junto a la catedral y el palacio Episcopal de Gaudí

Hotel Spa Ciudad Astorga
Exterior del Hotel Spa Ciudad de Astorga.
Puntuación: 6
Arquitectura 7
Decoración 5
Mantenimiento 7
Confortabilidad 5
Aseos 5
Ambiente 6
Desayuno 5
Atención 7
Tranquilidad 8
Instalaciones 6

Una vez que el invierno deje de atemorizar al caminante por sus heladas matinales, miles de peregrinos volverán a recorrer el Camino de Santiago en una de sus etapas más alegóricas, la que lleva de Villadangos del Páramo hasta Astorga. Sin desprenderse todavía de la mochila se internarán en el eje monumental de esta ciudad leonesa para recogerse un rato en la catedral y merodear, cómo no, el palacio Episcopal de Gaudí, ese de los chapiteles que coronan las torres neogóticas laterales, en granito gris del Bierzo. Al completar la vuelta por detrás del recinto, desde la misma catedral astorgana, algo confunde la vista a lo largo de la calle de Los Sitios. ¿Qué será ese palacete modernista de galería acristalada y doble balconada de forja tan coterráneo que se parece al monumento gaudiano? Ni cien pasos hay que dar para descubrir una inscripción dorada en la verja que cierra un costado del edificio: Ciudad de Astorga, hotel spa.

Tras un leve titubeo entre la verja y la puertecita delantera art déco, el peregrino decide empuñar el picaporte de bronce y entrar bajo otra inscripción más tentadora en el dintel acristalado que pone: “El aperitivo, tapas & vinos”. Esta mansión de inconfundible estilo art nouveau, con sus vidrieras emplomadas y sus decoraciones botánicas, merece al menos un tentempié, ya sin mochila a la espalda. Para abrir boca nada mejor que unas mollejas de cordero o una tabla de embutidos maragatos.

Una de las habitaciones del hote.
Una de las habitaciones del hote.

Si hace hambre, una vez aseados y con el check in resuelto, lo aconsejable es tomar mesa en el comedor denominado El Chalet de Josele, en referencia a un antiguo habitante de la casa. Ahí sí que toca, con calma, dar cuenta de un chuletón de buey. Porque el desayuno, desde la alborada, se ofrece en el Jardín de Maca, un salón con acceso al verde que pediría mejores elaboraciones.

El hotel consta de dos edificios, el referido modernista y otro de nueva planta construido atrás, con 33 habitaciones suficientemente amplias y ambientadas con una sedante conjunción de estilos inglés y escandinavo, sin mayores ditirambos decorativos. Asepsia, utilitarismo y mucha tranquilidad gracias a una meditada insonorización de las paredes.

Mayor tentación es la pequeña, pero completa, instalación balnearia, en la que no faltan una piscina dinámica con cromoterapia, cañón acuático, cascada cervical, baño turco, sauna finlandesa y ducha secuencial de contraste bitérmica cenital. El circuito completo, con albornoz y toalla, apenas cuesta 18 euros.

Pero nobleza obliga. Y el rumbo iniciático del peregrino lo acaba devolviendo al cuerpo modernista del hotel, donde los tragaluces juegan a tula con las baldosas de terracota y los pilares de forja marcan la salida hacia una nueva etapa del Camino.

Hotel Spa Ciudad de Astorga by PortBlue Boutique

  • Dirección: calle Los Sitios, 7. Astorga (León). 
  • Teléfono: 987 60 30 01. Central de reservas: 971 89 74 30 (PortBlue Hotel Group). 
  • Web: portbluehotels.com.
  • Instalaciones: garaje, aparcamiento privado para bicicletas, jardín, terraza exterior, sala de reuniones con capacidad para 120 personas, salón de estar, bar de tapas El Aperitivo, restaurante El Chalet de Josele.
  • Habitaciones: 33 dobles.
  • Servicios: algunas habitaciones adaptadas para discapacitados; animales domésticos prohibidos.
  • Precios: desde 64,05 euros la habitación doble, IVA incluido, con reserva desde la web; desayuno, 6,50 euros, IVA incluido.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información