Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jardines y moda en Japón

El cantante Rafa Sánchez recuerda su visita a las ciudades de Tokio, Kioto, Osaka, Nara y la artística la isla de Naoshima

A Rafa Sánchez, exvocalista de La Unión, hoy podemos escucharlo en solitario cantando Vístete, princesa, su sencillo recién lanzado. En junio tendrá listo su nuevo álbum. Mientras tanto, nos hace un hueco en su agenda para hablarnos no de un lobo-hombre en París, sino de él mismo en su viaje a Japón, destino que le entusiasmó.

¿Tenía expectativas sobre Japón?

Bastantes, porque me gusta mucho ese contraste suyo entre tradición y modernidad, y también su comida, sus jardines... Me entusiasmaron los de Kioto. Los hay de piedrecitas rastrilladas, pero también con más vegetación, como los del Pabellón Dorado, en Kioto. Su modo de podar los árboles es casi un arte y lo llaman niwaki.

Cuéntenos alguna tradición más.

Recuerdo la subida a un santuario en Kioto en el que le hacen ofrendas a la diosa Inari, particularmente la gente que trabaja en negocios. Las ofrendas son una serie de portones de color rojo llamados torii. Hay miles de ellos.

Más tradiciones... ¿durmió sobre un futón?

En efecto, en los hospedajes tradicionales, los ryokan, es típico. Por la noche te abren el futón y lo colocan en el suelo. Por la mañana lo guardan para que te quede el cuarto más espacioso.

Pasemos a la modernidad: ¿viajó en algún tren bala?

En muchos: me saqué una tarjeta para moverme en tren por todo el país. Son tan rápidos que pude visitar muchas ciudades: Tokio, Kioto, Osaka y Nara. También fui a la isla de Naoshima, hoy dedicada a albergar museos de arte contemporáneo. Varios de ellos son obra del arquitecto japonés Tadao Ando, que me gusta mucho. El hotel donde me quedé también lo era.

Rafa Sánchez junto a 'Pumpkin', la escultura de Yayoi Kusama símbolo de de la isla de Naoshima. ampliar foto
Rafa Sánchez junto a 'Pumpkin', la escultura de Yayoi Kusama símbolo de de la isla de Naoshima.

No nos olvidemos de Tokio. ¿En qué barrio se alojó?

En Ginza, lleno de rascacielos y de tiendas de moda. Pero toda la ciudad tiene edificios impresionantes, por ejemplo, el de la marca Prada, diseñado por Herzog & de Meuron. Está en el barrio de Aoyama.

¿Se compró algo por allí?

Me traje una camisa plisada de color azul eléctrico de Issey Miyake.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información