Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
VINOS CRÍTICA i

Hika B119, 2018, con regusto amielado

Un blanco sabroso y vibrante en boca de la bodega guipuzcoana Hika, un ejemplo de la renovada pujanza del 'txakolí'

Un ejemplo más de la renovada pujanza del txakolí, hasta no hace mucho un blanco acerbo, de punzante acidez, es la bodega guipuzcoana Hika. Creada hace seis años, ha logrado en tiempo récord dar forma a un sólido y vanguardista proyecto vitivinícola basado en la calidad. Empezando por la moderna bodega, de formas sinuosas, como las colinas del valle de Oria y el monte Ernio; siguiendo por un joven viñedo de siete hectáreas, asentado en las variedades autóctonas hondarrabi zuri y beltza, con una estratégica parcela de chardonnay. Cepas plantadas en espaldera y cuidadas con mentalidad ecológica. Un restaurante, comando por Roberto Ruiz, completa el diseño empresarial, inteligentemente enfocado al enoturismo.

Elaboran cuatro vinos, incluyendo un espumoso natural, todos con una cuidada elaboración y presentación. Entre ellos destaca su Hika B119, fermentado en barrica y criado durante 11 meses con sus lías. Gracias al 20% de chardonnay, el vino tolera el impacto del roble y permite a la variedad autóctona marcar el carácter, con su complejo perfil aromático, rico en fruta blanca, la fresca presencia de cítricos y los ténues recuerdos herbáceos, todo matizado por las notas especiadas. Sabroso y vibrante en boca, deja un regusto ligeramente amielado.

Hika B119, 2018

  • Bodega: Hika. Barrio Otelarre, 40. Villabona (Gipuzkoa)
  • Teléfono: 943 14 27 09
  • Web: hikabodega.com
  • DO: Getariako Txakolina
  • Tipo: blanco crianza, 14,5%
  • Cepas: hondarrabi zuri y chardonnay
  • Precio: 25 euros
  • Puntuación: 9,1

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información