Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ruta por la Sierra Sur de Jaén, la comarca del aceite de oliva

La iglesia renacentista de Los Villares, la fortaleza de La Mota y el paraje de Las Chorreras. Gastronomía, literatura y naturaleza alrededor del pico de la Pandera

Alcalá la Real, en Jaén, con la fortaleza de La Mota.  Ampliar foto
Alcalá la Real, en Jaén, con la fortaleza de La Mota. 

La cima más alta de los alrededores, la Pandera, vigila con sus 1.872 metros hasta Sierra Nevada a lo lejos. Llegamos por el norte, es decir, desde Jaén. Y desde el primer pueblo que encontramos en la Sierra Sur, Los Villares, el paisaje nos anuncia, entre cimbras rocosas, cañones abruptos y valles de olivos de troncos retorcidos —como escribió Miguel Hernández—, que el itinerario va a ser imborrable.

Los Villares

Como en toda la Sierra Sur, su principal riqueza reside en el aceite de oliva virgen extra. Los Villares se halla en el antiguo camino de Granada. Fundado en 1508 por Juana I de Castilla, aún se aprecian las trazas de la cañada ­real por un camino casi extinto. No hay que dejar de agasajarse en Casa Aniceto, El Olivo o el Mesón Niño Cádiz. Destaca el palacio del Vizconde, hoy felizmente recuperado como biblioteca municipal. El ayuntamiento posee el gusto del siglo XVIII, y la iglesia es renacentista, sencilla, como casi todas las de la zona, con un solo campanario. Siempre en las faldas de la Pandera, llegamos a Río Frío, un paraje hermoso y magnético donde no falta el agua helada. Un poco más arriba la embotellan Sierras de Jaén y Sierra Natura. A partir de aquí comienza la auténtica aventura hacia el corazón de la Sierra Sur. Pocos rincones en Andalucía conservan un estilo de vida tan anclado en sus costumbres.

Valdepeñas de Jaén

En la localidad de Fuensanta de Martos transcurre la novela El lector de Julio Verne, de Almudena Grandes

En Puerto Viejo comienzan el encinar y las dehesas. Giramos hacia Fuensanta de Martos. Allí transcurre la novela El lector de Julio Verne, de Almudena Grandes. Damos una vuelta por la fuente de la Negra, o por la iglesia, también renacentista, para dirigirnos por la misma carretera con curvas, entre olivos, huertas y sierra al fondo, hacia Valdepeñas de Jaén, fundado en 1539. Aquí se suicidó uno de los últimos maquis, Tomás Villén Roldán (1903-1947), tras dinamitar la Guardia Civil varias casas donde se había atrincherado junto a sus fieles. Valdepeñas es un pueblo fresquito donde se mantiene lo mejor de las tradiciones populares y gastronómicas, como su exquisito pan con masa madre o el queso de cabra. Aquí todavía se hallan habitados cortijos por lugareños y pastores, muy alejados de Internet. Hay que conocer el Molino-Museo de Santa Ana, y entre los mejores locales están Patatillas o Los Manueles. A pocos metros, el paraje de Las Chorreras exhibe una excepcional belleza. En temporada, las aficiones más arraigadas pasan por buscar setas de cardo, alcaparras y alcaparrones, espárragos o cardillos. La sierra también se presenta ideal para caminar hacia el inmenso embalse del Quiebrajano o realizar rutas de senderismo.

Observando las estrellas

Declarada reserva Starlight en 2014, la Sierra Sur ofrece cielos increíblemente estrellados. A poco que se recorra cualquier camino, asaltan conejos o bandadas de perdices, y de noche son frecuentes jabalíes, ginetas, zorros, tejones, comadrejas e incluso gatos monteses. De Valdepeñas tomamos la A-6050 en dirección a Castillo de Locubín, donde cada primavera se convoca la fiesta de la cereza, que congrega muchísimos visitantes. No hay que perderse el paraje del nacimiento del río San Juan, una especie de oasis. Esta carretera es sin duda de una original hermosura, y también peligrosa, con sus riscos y curvas. Se recomienda también tomar la JV-2262 hacia Frailes, la carretera más bonita de la comarca. En estos 25 kilómetros se contemplan en todo su esplendor las bondades de la Sierra Sur.

Ruta por la Sierra Sur de Jaén, la comarca del aceite de oliva

Semillas y mantecados

El escritor inglés Michael Jacobs (1952-2014) se afincó en sus últimos años en Frailes. Algo que hace que aquí los sabores sean especiales es que se guardan las semillas autóctonas de hortalizas como pepinos o pimientos. Esto aporta un ingrediente distinto a los platos tradicionales, entre los que destaca el choto (cabrito), cocinado de muchas maneras, o la pipirrana, una suerte de ensalada de tomate. El restaurante El Choto es un buen lugar para probar gastronomía local. En Frailes hay vinos propios, de las bodegas Campoameno, y ricos quesos.

Cuenta Juan Eslava Galán en su novela Guadalquivir que ya en época medieval los mantecados de Alcaudete eran famosos. Entre sus puntos de interés, el castillo del siglo XI brinda un ameno paseo por la historia de la Orden de Calatrava, por la que se celebran las Fiestas Calatravas.

Festival Etnosur

Llegamos a la perla, Alcalá la Real, una pequeña y próspera ciudad coronada por la impresionante fortaleza de La Mota, dotada con un excelente centro de interpretación. Alcalá conserva palacios, iglesias y un sinfín de recovecos históricos y monumentales, entregándonos otra parada inexcusable. Núcleo industrial y emprendedor de la comarca, de entre sus eventos destaca el Festival Etnosur desde hace más de dos décadas, de carácter gratuito, que congrega a más de 40.000 personas cada año siempre el tercer fin de semana de julio, y en el que no solo hay música, sino muchas otras actividades para grandes y chicos.

Patria de ilustres como el Arcipreste de Hita (1283-1351) o el escultor barroco Juan Martínez Montañés (1568-1649), no hay que olvidar las aldeas del entorno de Alcalá, gozoso descubrimiento para el viajero, que ve atónito cómo perviven usanzas ya olvidadas. Las cosas del campo, se diría, o la vida retirada, también. En Mures, por ejemplo, pasan temporadas los poetas Olvido García Valdés y Miguel Casado.

Juan Carlos Abril es autor de ‘Lecturas de oro. Un panorama de la poesía española’ (Bartleby).

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información