Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
'Collage' de la ciudad de Venecia (Italia).
'Collage' de la ciudad de Venecia (Italia).
12 fotos

Las ventanas más bonitas del mundo

El portugués André Vicente Gonçalves fotografía los edificios de los lugares que visita. Coloridos y elaborados detalles arquitectónicos de 40 ciudades que ya son parte de su proyecto Windows of the World

  • Hace casi 10 años, cuando André Vicente Gonçalves estaba de Erasmus en Trento (Italia) empezó a fotografiar las ventanas de los edificios. “Me fascinó su arquitectura, tan diferente, y empecé a documentarlo”, cuenta. Desde entonces, cuando el fotógrafo portugués visita un nuevo lugar su cámara apunta a ellas. Unas 40 ciudades de 11 países diferentes forman ya parte de su proyecto  Windows of the World (Ventanas del mundo),  con el que quiere demostrar que las ventanas son algo más que los ojos de una casa. Para él, también son parte de la historia de una ciudad. En la imagen, el estilo clásico de las ventanas y balcones de la capital francesa.
    1París (Francia) Hace casi 10 años, cuando André Vicente Gonçalves estaba de Erasmus en Trento (Italia) empezó a fotografiar las ventanas de los edificios. “Me fascinó su arquitectura, tan diferente, y empecé a documentarlo”, cuenta. Desde entonces, cuando el fotógrafo portugués visita un nuevo lugar su cámara apunta a ellas. Unas 40 ciudades de 11 países diferentes forman ya parte de su proyecto Windows of the World (Ventanas del mundo), con el que quiere demostrar que las ventanas son algo más que los ojos de una casa. Para él, también son parte de la historia de una ciudad. En la imagen, el estilo clásico de las ventanas y balcones de la capital francesa.
  • “El proyecto no es solo sobre imágenes de ventanas, es sobre la identidad arquitectónica que tiene una ciudad, lo que la hace única, algo que se puede apreciar en ellas”, explica Gonçalves (1986, Santo Isidoro, Mafra). “A mí me gusta fotografiar ventanas, pero eso se podría mostrar con otras cosas”, asegura. De hecho, tiene otros dos proyectos: ha empezado a fotografiar los característicos azulejos que cubren las paredes de muchos edificios de Portugal y las puertas de países como Portugal, España, Rumanía, Bélgica y Reino Unido están inmortalizadas en su serie Doors of the World (Puertas del mundo). En la imagen, ventanas en los coloridos edificios del barrio londinense de Notting Hill.
    2Londres (Reino Unido) “El proyecto no es solo sobre imágenes de ventanas, es sobre la identidad arquitectónica que tiene una ciudad, lo que la hace única, algo que se puede apreciar en ellas”, explica Gonçalves (1986, Santo Isidoro, Mafra). “A mí me gusta fotografiar ventanas, pero eso se podría mostrar con otras cosas”, asegura. De hecho, tiene otros dos proyectos: ha empezado a fotografiar los característicos azulejos que cubren las paredes de muchos edificios de Portugal y las puertas de países como Portugal, España, Rumanía, Bélgica y Reino Unido están inmortalizadas en su serie Doors of the World (Puertas del mundo). En la imagen, ventanas en los coloridos edificios del barrio londinense de Notting Hill.
  • Vistas en su conjunto, las ventanas de una ciudad no solo dan una idea del estilo arquitectónico de esta, también pueden marcar períodos históricos y evidenciar el paso del tiempo. En las Azores, las ventanas de la isla São Miguel incorporan roca volcánica local en sus diseños, estrechando todavía más la relación entre la naturaleza y la civilización. Y en las de Lisboa (en la imagen), ciudad conquistada por los árabes en el siglo I, se puede apreciar la herencia e influencia morisca en su estética.
    3Lisboa (Portugal) Vistas en su conjunto, las ventanas de una ciudad no solo dan una idea del estilo arquitectónico de esta, también pueden marcar períodos históricos y evidenciar el paso del tiempo. En las Azores, las ventanas de la isla São Miguel incorporan roca volcánica local en sus diseños, estrechando todavía más la relación entre la naturaleza y la civilización. Y en las de Lisboa (en la imagen), ciudad conquistada por los árabes en el siglo I, se puede apreciar la herencia e influencia morisca en su estética.
  • “No siempre se trata de los edificios más famosos o de los más populares, sino de dónde está la mejor historia”, explica Gonçalves, quien trabaja fotografiando hoteles y restaurantes para financiarse sus viajes. Antes de visitar una nueva localidad, utiliza Google Maps para documentarse y descubrir las calles y barrios más atractivos para él. Por experiencia sabe que una vez sobre el terreno todo puede cambiar, así que cuenta que la clave está en caminar por el asfalto. Su media está en unos 20 kilómetros diarios. En la fotografía, los elaborados marcos de las ventanas y balcones de Viena.
    4Viena (Austria) “No siempre se trata de los edificios más famosos o de los más populares, sino de dónde está la mejor historia”, explica Gonçalves, quien trabaja fotografiando hoteles y restaurantes para financiarse sus viajes. Antes de visitar una nueva localidad, utiliza Google Maps para documentarse y descubrir las calles y barrios más atractivos para él. Por experiencia sabe que una vez sobre el terreno todo puede cambiar, así que cuenta que la clave está en caminar por el asfalto. Su media está en unos 20 kilómetros diarios. En la fotografía, los elaborados marcos de las ventanas y balcones de Viena.
  • En sus fotografías Gonçalves tira de objetivo y enmarca estrictamente la ventana, olvidándose de todo punto voyeur. “No se trata de la gente que hay dentro de las casas, sino de los que construyeron el edificio, es algo estético”. En lugares pequeños ha tenido que explicar más de una vez a vecinos inquietos porqué apunta con una cámara a las casas, algo que hace enseñando su trabajo en el móvil. Aunque la mayoría de protagonistas de las imágenes del fotógrafo son ciudades grandes, como Venecia (en la imagen), una de sus musas. Según cuenta, sus tonos cálidos reflejan la hospitalidad de sus habitantes.
    5Venecia (Italia) En sus fotografías Gonçalves tira de objetivo y enmarca estrictamente la ventana, olvidándose de todo punto voyeur. “No se trata de la gente que hay dentro de las casas, sino de los que construyeron el edificio, es algo estético”. En lugares pequeños ha tenido que explicar más de una vez a vecinos inquietos porqué apunta con una cámara a las casas, algo que hace enseñando su trabajo en el móvil. Aunque la mayoría de protagonistas de las imágenes del fotógrafo son ciudades grandes, como Venecia (en la imagen), una de sus musas. Según cuenta, sus tonos cálidos reflejan la hospitalidad de sus habitantes.
  • “En total, tendré unas 10.000 imágenes. Una cifra que aumenta considerablemente si contamos las fotografías no editadas”. Siempre viaja con una cámara Canon 5Ds R y cinco objetivos diferentes. Un equipo con el que ya ha inmortalizado la esencia de Trento, Burano y Venecia (Italia); Barcelona, Ayamonte y Vigo (España); las ciudades portuguesas de Oporto, Lisboa, Albufeira, Évora, Caldas da Rainha, Ericeira, Monsanto, Montemor-o-Novo, Obidos, Faro, Beja, Figueira da Foz, Guimaraes, Cascais, Coimbra, Costa Nova, Funchal, Atalaia, Sesimbra, Setubal, Santa Susana y Praia da Vitoria; Ponta Delgada y Angra do Heroismo, en Azores; Ámsterdam y Róterdam (Holanda); Brasov y Bucarest —en la imagen— (Rumanía); la región de Los Alpes y Gante (Bélgica); Bangkok y Phuket (Tailandia); París (Francia), Londres (Reino Unido) y Hamburgo (Alemania).
    6Bucarest (Rumanía) “En total, tendré unas 10.000 imágenes. Una cifra que aumenta considerablemente si contamos las fotografías no editadas”. Siempre viaja con una cámara Canon 5Ds R y cinco objetivos diferentes. Un equipo con el que ya ha inmortalizado la esencia de Trento, Burano y Venecia (Italia); Barcelona, Ayamonte y Vigo (España); las ciudades portuguesas de Oporto, Lisboa, Albufeira, Évora, Caldas da Rainha, Ericeira, Monsanto, Montemor-o-Novo, Obidos, Faro, Beja, Figueira da Foz, Guimaraes, Cascais, Coimbra, Costa Nova, Funchal, Atalaia, Sesimbra, Setubal, Santa Susana y Praia da Vitoria; Ponta Delgada y Angra do Heroismo, en Azores; Ámsterdam y Róterdam (Holanda); Brasov y Bucarest —en la imagen— (Rumanía); la región de Los Alpes y Gante (Bélgica); Bangkok y Phuket (Tailandia); París (Francia), Londres (Reino Unido) y Hamburgo (Alemania).
  • Para Gonçalves es difícil escoger una ciudad entre todas las que ha visitado, para él cada una tiene algo que le ha enamorado, aunque en sus primeros puestos están sin duda Venecia y Barcelona. De su viaje a las regiones Alpinas (en la imagen) le fascinó cómo las ventanas de la zona se inspiran en las propias montañas, y muchas tienen arcos puntiagudos para soportar la nieve y están enmarcadas con elaboradas escenas.
    7Alpes (Austria) Para Gonçalves es difícil escoger una ciudad entre todas las que ha visitado, para él cada una tiene algo que le ha enamorado, aunque en sus primeros puestos están sin duda Venecia y Barcelona. De su viaje a las regiones Alpinas (en la imagen) le fascinó cómo las ventanas de la zona se inspiran en las propias montañas, y muchas tienen arcos puntiagudos para soportar la nieve y están enmarcadas con elaboradas escenas.
  • De vuelta casa, y con la tarjeta de memoria llena, el autor compone las imágenes en un 'collage'. Esta técnica le ayuda a mostrar las tendencias y estilos que dominan el lugar. Tras realizar la combinación en cuatro filas horizontales de 8 imágenes (en total, 32 fotos de ventanas por mosaico) crea las impresiones que vende a través de  su página web.  Unas composiciones que tiene intención de plasmar en su primer libro, en el que ya trabaja. En la imagen, su mosaico de las ventanas de los edificios de ladrillo de Ámsterdam.
    8Ámsterdam (Holanda) De vuelta casa, y con la tarjeta de memoria llena, el autor compone las imágenes en un 'collage'. Esta técnica le ayuda a mostrar las tendencias y estilos que dominan el lugar. Tras realizar la combinación en cuatro filas horizontales de 8 imágenes (en total, 32 fotos de ventanas por mosaico) crea las impresiones que vende a través de su página web. Unas composiciones que tiene intención de plasmar en su primer libro, en el que ya trabaja. En la imagen, su mosaico de las ventanas de los edificios de ladrillo de Ámsterdam.
  • La selección final de las ventanas que acaban enmarcadas depende de muchos factores. Desde sus propios diseños y colores hasta la luz con la que fueron fotogrfiadas. Gonçalves a veces espera el tiempo necesario o vuelve sobre sus pasos en el momento del día oportuno buscando el balance perfecto entre la luz y la sombra. Sus mosaicos se venden en tres tamaños (40x50 centímetros, 72x90 y 104x130) a partir de los 289 euros. En la imagen, la composición sobre las playeras ventanas de Costa Nova.
    9Costa Nova (Portugal) La selección final de las ventanas que acaban enmarcadas depende de muchos factores. Desde sus propios diseños y colores hasta la luz con la que fueron fotogrfiadas. Gonçalves a veces espera el tiempo necesario o vuelve sobre sus pasos en el momento del día oportuno buscando el balance perfecto entre la luz y la sombra. Sus mosaicos se venden en tres tamaños (40x50 centímetros, 72x90 y 104x130) a partir de los 289 euros. En la imagen, la composición sobre las playeras ventanas de Costa Nova.
  • “Las ventanas sirven como un puente entre la naturaleza y el interior de un edificio. Cómo crean ese puente define la personalidad de su arquitecto”, analiza. Quizá por ello Barcelona (en la imagen) es una de sus ciudades favoritas, donde la estética de las ventanas de la Casa Batlló, la Pedrera o la Sagrada Familia son un reflejo del estilo y las inquietudes de su arquitecto, Antonio Gaudí.
    10Barcelona (España) “Las ventanas sirven como un puente entre la naturaleza y el interior de un edificio. Cómo crean ese puente define la personalidad de su arquitecto”, analiza. Quizá por ello Barcelona (en la imagen) es una de sus ciudades favoritas, donde la estética de las ventanas de la Casa Batlló, la Pedrera o la Sagrada Familia son un reflejo del estilo y las inquietudes de su arquitecto, Antonio Gaudí.
  • Una ventana solitaria puede pasarse por alto, pero al cerrar el plano y al observar las composiciones finales uno puede llegar a entender cómo estas juegan un papel muy importante en la estética general de un lugar. Las ventanas no solo están hechas para abrirse y cerrarse. En la imagen, la composición de las ventanas de la isla tailandesa de Phuket.
    11Phuket (Tailandia) Una ventana solitaria puede pasarse por alto, pero al cerrar el plano y al observar las composiciones finales uno puede llegar a entender cómo estas juegan un papel muy importante en la estética general de un lugar. Las ventanas no solo están hechas para abrirse y cerrarse. En la imagen, la composición de las ventanas de la isla tailandesa de Phuket.
  • El destino más inmediato de André Vicente Gonçalves está de nuevo en el país en el que nació su pasión. Viajará a Florencia (Italia) y también prepara una estancia en Marruecos. A medio plazo el fotógrafo tiene intención de cruzar el Atlántico. Su objetivo final es ambicioso: quiere que todos los países estén representados en 'Windows of the World'. “Es un viaje largo, es un viaje de por vida”. En la imagen, la ciudad italiana de Burano cuya estética se define tanto por los colores como por sus portones de madera.
    12Burano (Italia) El destino más inmediato de André Vicente Gonçalves está de nuevo en el país en el que nació su pasión. Viajará a Florencia (Italia) y también prepara una estancia en Marruecos. A medio plazo el fotógrafo tiene intención de cruzar el Atlántico. Su objetivo final es ambicioso: quiere que todos los países estén representados en 'Windows of the World'. “Es un viaje largo, es un viaje de por vida”. En la imagen, la ciudad italiana de Burano cuya estética se define tanto por los colores como por sus portones de madera.