Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
15 laberintos verdes para jugar al escondite
15 fotos

15 laberintos verdes para jugar al escondite

De Villapresente, en Cantabria, al más largo del mundo, Longleat, en Inglaterra, jardines muy bonitos para entrar y explorar

  • Diseñados para pasear, dominan desde sus altos acantilados de piedra caliza el valle de Dordoña, con la vista más bonita del Périgord. Los románticos y singulares jardines de Marqueyssac se encuentran orientados al sur, al abrigo de los vientos dominantes y aprovechando el calor que acumula el peñasco al menor rayo de sol, por lo son muy recomendables también en invierno. Sus 150.000 bojes centenarios podados a mano conforman una fantasía repleta de movimiento, entre formas redondeadas y algodonosas. Desde el Mirador de Dordoña, a 130 metros sobre el río, se extiende una vista excepcional sobre el conjunto del valle, sus castillos y algunos de los pueblos más bonitos de Francia, como Bergerac, famoso por su Cyrano.  marqueyssac.com
    1Parque del Marqueyssac (Vezac, Francia) Diseñados para pasear, dominan desde sus altos acantilados de piedra caliza el valle de Dordoña, con la vista más bonita del Périgord. Los románticos y singulares jardines de Marqueyssac se encuentran orientados al sur, al abrigo de los vientos dominantes y aprovechando el calor que acumula el peñasco al menor rayo de sol, por lo son muy recomendables también en invierno. Sus 150.000 bojes centenarios podados a mano conforman una fantasía repleta de movimiento, entre formas redondeadas y algodonosas. Desde el Mirador de Dordoña, a 130 metros sobre el río, se extiende una vista excepcional sobre el conjunto del valle, sus castillos y algunos de los pueblos más bonitos de Francia, como Bergerac, famoso por su Cyrano. marqueyssac.com Alamy
  • Vista la cantidad de niños que la familia Fox tenía que entretener decidió plantar este laberinto en el centro de su jardín, a un lado del valle en el que se encuentra. Es un auténtico reto para los visitantes, pues se extiende más de un kilómetro, enrollándose en espiral en apretados círculos. Y aunque la mayoría decide recorrerlo, muchos prefieren disfrutar simplemente del placer de sentarse enfrente y mirar cómo otros viven la confusión, la frustración y, si tienen suerte, el triunfo de llegar al centro. El laberinto se diseñó en la década de 1820 para que se mantuviese solo y se plantó en 1833 con lauroceraso, conocido por su denso follaje. Unas palmeras marcan las cuatro esquinas del laberinto y en el centro hay un cenador con techo de paja. El entretenimiento familiar sigue garantizado.  nationaltrust.org.uk
    2Glendurgan Garden (Cornwall, Reino Unido) Vista la cantidad de niños que la familia Fox tenía que entretener decidió plantar este laberinto en el centro de su jardín, a un lado del valle en el que se encuentra. Es un auténtico reto para los visitantes, pues se extiende más de un kilómetro, enrollándose en espiral en apretados círculos. Y aunque la mayoría decide recorrerlo, muchos prefieren disfrutar simplemente del placer de sentarse enfrente y mirar cómo otros viven la confusión, la frustración y, si tienen suerte, el triunfo de llegar al centro. El laberinto se diseñó en la década de 1820 para que se mantuviese solo y se plantó en 1833 con lauroceraso, conocido por su denso follaje. Unas palmeras marcan las cuatro esquinas del laberinto y en el centro hay un cenador con techo de paja. El entretenimiento familiar sigue garantizado. nationaltrust.org.uk Getty
  • Concebido por el cardenal Gregorio Barbarigo –canonizado más tarde por el Papa Juan XXIII– y diseñado por el arquitecto Luigi Bernini, hermano del famoso escultor pontificio Gian Lorenzo, la compleja estructura de este laberinto data de la segunda mitad del siglo XVII. Se construyó en Valsanzibio di Galzignano Terme, cerca de Padua. Formado por unas 6.000 plantas de boj, la mayoría de casi 400 años de antigüedad, se ubica en uno de los jardines más bellos de Europa. Tiene 1,5 kilómetros de longitud y un significado simbólico: el tortuoso camino hacia la perfección. Dentro, hay seis caminos sin salida que representan la gula, la lujuria, la avaricia, la ira, la envidia y la pereza, y, además, un círculo vicioso que representa el peor de los pecados: la soberbia.  valsanzibiogiardino.it
    3Villa Barbarigo (Valsanzibio, Italia) Concebido por el cardenal Gregorio Barbarigo –canonizado más tarde por el Papa Juan XXIII– y diseñado por el arquitecto Luigi Bernini, hermano del famoso escultor pontificio Gian Lorenzo, la compleja estructura de este laberinto data de la segunda mitad del siglo XVII. Se construyó en Valsanzibio di Galzignano Terme, cerca de Padua. Formado por unas 6.000 plantas de boj, la mayoría de casi 400 años de antigüedad, se ubica en uno de los jardines más bellos de Europa. Tiene 1,5 kilómetros de longitud y un significado simbólico: el tortuoso camino hacia la perfección. Dentro, hay seis caminos sin salida que representan la gula, la lujuria, la avaricia, la ira, la envidia y la pereza, y, además, un círculo vicioso que representa el peor de los pecados: la soberbia. valsanzibiogiardino.it
  • Formado por más de 16.000 tejos, el laberinto de Longleat es el más largo del mundo, con casi 2,7 kilómetros. Es parte de los terrenos que han pertenecido al marquesado de Bath desde el siglo XVI. La misión en el laberinto es llegar a la torre del centro y conseguir salir de nuevo después, sin quedar atrapado en ninguno de los callejones sin salida. El recorrido puede durar entre 20 y 90 minutos según el sentido de la orientación del visitante. longleat.co.uk
    4Longleat House (Wiltshire, Reino Unido) Formado por más de 16.000 tejos, el laberinto de Longleat es el más largo del mundo, con casi 2,7 kilómetros. Es parte de los terrenos que han pertenecido al marquesado de Bath desde el siglo XVI. La misión en el laberinto es llegar a la torre del centro y conseguir salir de nuevo después, sin quedar atrapado en ninguno de los callejones sin salida. El recorrido puede durar entre 20 y 90 minutos según el sentido de la orientación del visitante.longleat.co.uk Getty
  • Disputándole el título de laberinto más grande del mundo al de Dole Plantation Pineapple (en Hawai), el laberinto Della Masone –a 18 kilómetros de Parma– se inspira en la forma clásica del laberinto romano, con pequeñas trampas, bifurcaciones y callejones sin salida. Tiene forma de estrella, una superficie de ocho hectáreas y unas 200.000 plantas de bambú de 20 especies distintas. Su creación surgió de una apuesta entre el editor italiano Franco Maria Ricci y el escritor Jorge Luis Borges, amigos y colaboradores. Una tarde de 1977, Ricci le dijo a Borges que quería construir el laberinto más grande del mundo y este le respondió que ya existía, y era imbatible: el desierto. Tras vender su editorial, Ricci se puso manos a la obra y casi cuatro décadas más tarde, en mayo de 2015, inauguró este dédalo vegetal que cuenta con dos suites de lujo en su centro para pasar la noche.  labirintodifrancomariaricci.it
    5Labirinto della Masone (Parma, Italia) Disputándole el título de laberinto más grande del mundo al de Dole Plantation Pineapple (en Hawai), el laberinto Della Masone –a 18 kilómetros de Parma– se inspira en la forma clásica del laberinto romano, con pequeñas trampas, bifurcaciones y callejones sin salida. Tiene forma de estrella, una superficie de ocho hectáreas y unas 200.000 plantas de bambú de 20 especies distintas. Su creación surgió de una apuesta entre el editor italiano Franco Maria Ricci y el escritor Jorge Luis Borges, amigos y colaboradores. Una tarde de 1977, Ricci le dijo a Borges que quería construir el laberinto más grande del mundo y este le respondió que ya existía, y era imbatible: el desierto. Tras vender su editorial, Ricci se puso manos a la obra y casi cuatro décadas más tarde, en mayo de 2015, inauguró este dédalo vegetal que cuenta con dos suites de lujo en su centro para pasar la noche. labirintodifrancomariaricci.it labirintodifrancomariaricci.it
  • Diseñado por George London y Henry Wise por encargo del rey Guillermo III alrededor del año 1700, este laberinto trapezoidal con paredes de tejo cubre unos 10.000 metros cuadrados y es el más antiguo de Inglaterra. Para los londinenses, este puzle a orillas del Támesis, es casi un rito: el lugar donde los padres llevaban a sus hijos para comprobar sus dotes de orientación. Por lo general, se tardan unos 20 minutos en llegar al centro. En 2005 se añadieron espeluznantes efectos sonoros para aumentar la sensación de pérdida. Según Jerome K. Jerome en Tres hombres en una barca (1889), es absurdo llamarlo laberinto: la forma de llegar al centro es girar todo el tiempo la primera a la derecha, aunque en el libro estuvieron perdidos durante horas.  hrp.org.uk
    6Palacio de Hampton Court (Surrey, Reino Unido) Diseñado por George London y Henry Wise por encargo del rey Guillermo III alrededor del año 1700, este laberinto trapezoidal con paredes de tejo cubre unos 10.000 metros cuadrados y es el más antiguo de Inglaterra. Para los londinenses, este puzle a orillas del Támesis, es casi un rito: el lugar donde los padres llevaban a sus hijos para comprobar sus dotes de orientación. Por lo general, se tardan unos 20 minutos en llegar al centro. En 2005 se añadieron espeluznantes efectos sonoros para aumentar la sensación de pérdida. Según Jerome K. Jerome en Tres hombres en una barca (1889), es absurdo llamarlo laberinto: la forma de llegar al centro es girar todo el tiempo la primera a la derecha, aunque en el libro estuvieron perdidos durante horas. hrp.org.uk
  • Construido en 2017 por un vecino de Villapresente, Emilio Pérez Carral (a quien sus compañeros apodan ‘el Bombilla’), con la idea de dar a su hija un trabajo digno, este verde dédalo de 5.650 metros cuadrados ha sido creado con un total de 4.000 pinos dispuestos en filas que suman unos cuatro kilómetros de longitud. Entre broma y broma –hay quien dice que lo plantó para encerrar a su suegra–, le han ayudado a plantar árboles amigos, compañeros y vecinos. Lo normal es tardar una hora en recorrerlo, aunque se puede salir en treinta minutos. El laberinto se encuentra a10 minutos de las cuevas de Altamira.  laberintodevillapresente.es
    7Laberinto de Villapresente (Cantabria) Construido en 2017 por un vecino de Villapresente, Emilio Pérez Carral (a quien sus compañeros apodan ‘el Bombilla’), con la idea de dar a su hija un trabajo digno, este verde dédalo de 5.650 metros cuadrados ha sido creado con un total de 4.000 pinos dispuestos en filas que suman unos cuatro kilómetros de longitud. Entre broma y broma –hay quien dice que lo plantó para encerrar a su suegra–, le han ayudado a plantar árboles amigos, compañeros y vecinos. Lo normal es tardar una hora en recorrerlo, aunque se puede salir en treinta minutos. El laberinto se encuentra a10 minutos de las cuevas de Altamira. laberintodevillapresente.es
  • Las texturas increíblemente suaves del laberinto vegetal más antiguo de Australia, de planta circular, se deben a los más de mil cipreses que lo forman. Con más de tres metros de altura y dos de grosor, los cuidadores del laberinto tienen que podar los árboles cuidadosamente tres veces al año (cada poda dura un mes) para mantener esculpido ese paisaje de sinuosas curvas que deleitan a lo largo de miles de metros de senderos sin esquinas. En el terreno del parque hay también un laberinto de lavanda, con más de 4.000 plantas, que suena como uno de los lugares más relajantes del mundo para perderse.  ashcombemaze.com.au
    8Ashcombe, Victoria (Australia) Las texturas increíblemente suaves del laberinto vegetal más antiguo de Australia, de planta circular, se deben a los más de mil cipreses que lo forman. Con más de tres metros de altura y dos de grosor, los cuidadores del laberinto tienen que podar los árboles cuidadosamente tres veces al año (cada poda dura un mes) para mantener esculpido ese paisaje de sinuosas curvas que deleitan a lo largo de miles de metros de senderos sin esquinas. En el terreno del parque hay también un laberinto de lavanda, con más de 4.000 plantas, que suena como uno de los lugares más relajantes del mundo para perderse. ashcombemaze.com.au
  • Nacido como un jardín neoclásico de corte italiano, se finalizó como jardín romántico. El parque, público desde 1971, ocupa los terrenos de una finca del marqués de Llupià, de Poal i d’Alfarràs, un hombre ilustrado que encargó la obra al italiano Domenico Bagutti. Los anchos muros de este laberinto del siglo XIX son de cipreses. El recorrido comienza en la puerta china, vestigio de un jardín oriental ya desaparecido, y llegar al centro nos pone a tiro de Eros, literalmente, pues una estatua del dios griego lo preside. Un final romántico persiguiendo un enigma: casi una canción de Radio Futura.  barcelona.cat
    9Laberinto de Horta (Barcelona) Nacido como un jardín neoclásico de corte italiano, se finalizó como jardín romántico. El parque, público desde 1971, ocupa los terrenos de una finca del marqués de Llupià, de Poal i d’Alfarràs, un hombre ilustrado que encargó la obra al italiano Domenico Bagutti. Los anchos muros de este laberinto del siglo XIX son de cipreses. El recorrido comienza en la puerta china, vestigio de un jardín oriental ya desaparecido, y llegar al centro nos pone a tiro de Eros, literalmente, pues una estatua del dios griego lo preside. Un final romántico persiguiendo un enigma: casi una canción de Radio Futura. barcelona.cat
  • Encargado en 1784 por los duques de Osuna, especialmente por la duquesa, doña María Josefa de la Soledad Alonso Pimentel, protectora de artistas, toreros e intelectuales, las personalidades más ilustres de la época frecuentaron este paraíso vegetal. El jardín del Capricho (en la foto) acoge tres estilos: el parterre francés, el paisaje inglés y el ‘giardino’ italiano. Su laberinto se encuentra en esta última zona, el espacio más antiguo de la finca. Fue concebido para el juego amoroso y los escondites. Está hecho de laurel y respeta los planos originales. Pero el Capricho esconde aún otro secreto: el búnker de la Posición Jaca, que alojó el Cuartel General del Ejército Republicano del Centro. Por cierto, los agentes del catódico Ministerio del Tiempo también jugaron aquí.  madrid.es
    10Parque del Capricho (Alameda de Osuna, Madrid) Encargado en 1784 por los duques de Osuna, especialmente por la duquesa, doña María Josefa de la Soledad Alonso Pimentel, protectora de artistas, toreros e intelectuales, las personalidades más ilustres de la época frecuentaron este paraíso vegetal. El jardín del Capricho (en la foto) acoge tres estilos: el parterre francés, el paisaje inglés y el ‘giardino’ italiano. Su laberinto se encuentra en esta última zona, el espacio más antiguo de la finca. Fue concebido para el juego amoroso y los escondites. Está hecho de laurel y respeta los planos originales. Pero el Capricho esconde aún otro secreto: el búnker de la Posición Jaca, que alojó el Cuartel General del Ejército Republicano del Centro. Por cierto, los agentes del catódico Ministerio del Tiempo también jugaron aquí. madrid.es age fotostock
  • Declarado en 2008 como el laberinto más grande del mundo por el libro Guinness World Records, y situado en la costa norte de la isla de Oahu (Hawai), ocupa más de 12 000 metros cuadrados e incluye casi cuatro kilómetros de senderos formados por 14.000 plantas hawaianas de vivos colores, entre ellas el hibisco, los platanillos y las piñas, así como el crotón que da forma a la gigantesca piña central. Pasear por su interior permite descubrir ocho paneles secretos, cada uno de los cuales conduce más cerca del misterioso centro, con un premio para los más rápidos: podrán inscribir su nombre en el cartel de la entrada. Para ello tendrán que recorrerlo en menos de siete minutos, aunque la mayoría de los visitantes necesitan ocho veces más de tiempo para conseguirlo.  doleplantation.com
    11Dole Plantation Pineapple (Hawái, EE UU) Declarado en 2008 como el laberinto más grande del mundo por el libro Guinness World Records, y situado en la costa norte de la isla de Oahu (Hawai), ocupa más de 12 000 metros cuadrados e incluye casi cuatro kilómetros de senderos formados por 14.000 plantas hawaianas de vivos colores, entre ellas el hibisco, los platanillos y las piñas, así como el crotón que da forma a la gigantesca piña central. Pasear por su interior permite descubrir ocho paneles secretos, cada uno de los cuales conduce más cerca del misterioso centro, con un premio para los más rápidos: podrán inscribir su nombre en el cartel de la entrada. Para ello tendrán que recorrerlo en menos de siete minutos, aunque la mayoría de los visitantes necesitan ocho veces más de tiempo para conseguirlo. doleplantation.com age fotostock
  • Todo el mundo se pierde en Venecia, pero se puede hacer de forma más intencionada en Stra, a las afueras de la ciudad, donde se encuentra el laberinto de Villa Pisani, famosa por acoger el primer encuentro oficial entre Mussolini y Hitler. Los Pisani eran una antigua familia patricia veneciana enriquecida en el siglo XIV gracias al comercio. El parque de la finca, ahora en manos públicas, ocupa todo un meandro del canal navegable del Brenta, con una extensión de más de once hectáreas, y fue diseñado en 1720 por el arquitecto paduano Girolamo Frigimelica de’ Roberti, autor del famoso laberinto y su torrecilla central. Tiene fama de ser el más difícil de resolver del mundo. Incluso Napoleón fracasó en el intento.  villapisani.beniculturali.it
    12Villa Pisani (Venecia, Italia) Todo el mundo se pierde en Venecia, pero se puede hacer de forma más intencionada en Stra, a las afueras de la ciudad, donde se encuentra el laberinto de Villa Pisani, famosa por acoger el primer encuentro oficial entre Mussolini y Hitler. Los Pisani eran una antigua familia patricia veneciana enriquecida en el siglo XIV gracias al comercio. El parque de la finca, ahora en manos públicas, ocupa todo un meandro del canal navegable del Brenta, con una extensión de más de once hectáreas, y fue diseñado en 1720 por el arquitecto paduano Girolamo Frigimelica de’ Roberti, autor del famoso laberinto y su torrecilla central. Tiene fama de ser el más difícil de resolver del mundo. Incluso Napoleón fracasó en el intento. villapisani.beniculturali.it
  • Situado a lo largo del río Tiszan cerca de la frontera entre Hungría y Eslovaquia, el laberinto del palacio Andrássy parece tener la forma de un calamar. El palacio lo construyó en el siglo XIX el conde Gyula Andrássy, ministro de Exteriores del Imperio austrohúngaro, de quien se rumoreó que era amante de la emperatriz Sissi (aunque parece que no era cierto). El palacio y su parque fueron proyectados por el arquitecto Artúr Meining, que influido por los estilos neogótico y romántico centroeuropeos copió detalles de varios de ellos. Un ejemplo: los techos estucados, que imitan los de Knole, la casa natal de Vita Sackville-West, inmortalizada por Virginia Woolf en Orlando. El laberinto es de boj, decorado con tejos.  tiszadob.info
    13Palacio Andrássy (Tiszadob, Hungría) Situado a lo largo del río Tiszan cerca de la frontera entre Hungría y Eslovaquia, el laberinto del palacio Andrássy parece tener la forma de un calamar. El palacio lo construyó en el siglo XIX el conde Gyula Andrássy, ministro de Exteriores del Imperio austrohúngaro, de quien se rumoreó que era amante de la emperatriz Sissi (aunque parece que no era cierto). El palacio y su parque fueron proyectados por el arquitecto Artúr Meining, que influido por los estilos neogótico y romántico centroeuropeos copió detalles de varios de ellos. Un ejemplo: los techos estucados, que imitan los de Knole, la casa natal de Vita Sackville-West, inmortalizada por Virginia Woolf en Orlando. El laberinto es de boj, decorado con tejos. tiszadob.info age fotostock
  • El laberinto barroco del palacio de Altjessnitz es el más largo de Alemania. Plantado a mediados del siglo XVIII por encargo de Leopold Nicolas von Ende, sobre un plano del párroco Johann Peschel (1535-1599), tiene unos 2.600 metros cuadrados de superficie y es de planta cuadrada. Los muros del laberinto son de carpe de dos metros de altura. Hay una entrada, por la que también se sale, decorada con una estatua de Ceres, la diosa romana de la agricultura, y cuenta también con un mirador de madera en el centro. Aunque el camino más corto al centro tiene apenas 400 metros, no es fácil llegar a este. Como no hay caminos sin salida, se calcula que debe de haber unas 250 posibilidades de recorrer sus 1230 metros de senderos.  irrgarten-altjessnitz.de
    14El laberinto de Altjessnitz (Sajonia-Anhalt, Alemania) El laberinto barroco del palacio de Altjessnitz es el más largo de Alemania. Plantado a mediados del siglo XVIII por encargo de Leopold Nicolas von Ende, sobre un plano del párroco Johann Peschel (1535-1599), tiene unos 2.600 metros cuadrados de superficie y es de planta cuadrada. Los muros del laberinto son de carpe de dos metros de altura. Hay una entrada, por la que también se sale, decorada con una estatua de Ceres, la diosa romana de la agricultura, y cuenta también con un mirador de madera en el centro. Aunque el camino más corto al centro tiene apenas 400 metros, no es fácil llegar a este. Como no hay caminos sin salida, se calcula que debe de haber unas 250 posibilidades de recorrer sus 1230 metros de senderos. irrgarten-altjessnitz.de
  • Creado para celebrar el nuevo milenio junto a Penpont, una mansión galesa que pertenece a la misma familia desde 1966, este laberinto tiene la forma del famoso icono sagrado del druida (la cara de un hombre selvático). Fue encargado al artista local David Eveleigh y se diseñó sobre un esquema de geometría sagrada. A lo largo de sus caminos flanqueados de tejo y haya, se descubrirán estanques, jardincillos secretos, parterres de fragante lavanda, bancos esculpidos y túneles, hasta llegar, respondiendo a su cualidad mística, a una roca de los deseos en un jardín de flores silvestres. Un laberinto digno de las hadas.  penpont.com
    15Green Man Maze (Brecon Powys, Reino Unido) Creado para celebrar el nuevo milenio junto a Penpont, una mansión galesa que pertenece a la misma familia desde 1966, este laberinto tiene la forma del famoso icono sagrado del druida (la cara de un hombre selvático). Fue encargado al artista local David Eveleigh y se diseñó sobre un esquema de geometría sagrada. A lo largo de sus caminos flanqueados de tejo y haya, se descubrirán estanques, jardincillos secretos, parterres de fragante lavanda, bancos esculpidos y túneles, hasta llegar, respondiendo a su cualidad mística, a una roca de los deseos en un jardín de flores silvestres. Un laberinto digno de las hadas. penpont.com