Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Torre Berrueza: chimenea y recetas de la abuela en Las Merindades

Una acogedora posada de aires recios en la burgalesa Espinosa de los Monteros

Fachada del alojamiento rural Torre Berrueza, en Espinosa de los Monteros (Burgos).
Fachada del alojamiento rural Torre Berrueza, en Espinosa de los Monteros (Burgos).

En estos días invernales de Burgos, cuando el frío y la nieve encierra a muchos en sus casas, el cuerpo pide remolonear entre las sábanas hasta bien entrada la mañana. Si ocurre en un torreón del siglo XII con la chimenea encendida y unos suaves acordes musicales, mucho mejor. Juan Miguel Ozalla y Olga Ruiz-Rozas, los anfitriones de esta romántica posada de Espinosa de los Monteros, en Burgos, velan por que también la hora de la comida deje un grato recuerdo a los huéspedes.

Puntuación: 6,5
Arquitectura 8
Decoración 6
Estado de conservación 7
Confortabilidad habitaciones 5
Aseos 5
Ambiente 6
Desayuno 8
Atención 9
Tranquilidad 8
Instalaciones 5

Por sus recios muros de piedra, rematados por sólidas barbacanas cilíndricas, la atmósfera de la Torre Berrueza medieval cautiva al viajero nada más entrar. Lo estremece y lo corona como huésped dilecto de la albarrana, que no es ninguna fruslería en la comarca burgalesa de las Merindades. Su carácter estratégico lo subraya esa línea de pequeños vanos entre plantas que servía de aeródromo para el envío y recepción de palomas mensajeras. Ungido, pues, por la invitación a deshacerse de las maletas, el recién llegado explora y se resguarda en los distintos ambientes que configuran el salón principal, al amor de la susodicha chimenea, precedido por el tablero de la recepción, donde siempre oficia uno de los propietarios.

Habitación del alojamiento rural Torre Berrueza, en Espinosa de los Monteros (Burgos).
Habitación del alojamiento rural Torre Berrueza, en Espinosa de los Monteros (Burgos).

En las dos plantas superiores, las habitaciones mantienen el rigor castellano en su distribución y en su ambientación, obra de los interioristas bilbaínos Álvaro y Gonzalo de Zaila. Las del primer piso siguen un patrón fucsia con ventanucos de sillares a la vista. En la 12 se ha podido conservar un pozo del siglo XVI que fue utilizado mucho tiempo como lavadero. Arriba se guarecen cuatro dormitorios abuhardillados, con una decoración —digamos— más atrevida. Aquí relampaguea una suite denominada de las Palomas, en recuerdo de aquellos días de espionaje columbario. Además de espacio, la habitación provee al durmiente de una chimenea y una bañera de hidromasaje en el cuarto de baño.

En un edificio independiente, también de dos plantas, se encuentra el restaurante. Arriba, la sala admite a 45 comensales, mientras que el ras de calle alberga un comedor privado y una sala de reuniones para una docena de personas. La cocina es casera, basada en producción local y recetas de la abuela. Así que ha merecido este año la distinción Bib Gourmand en la guía Michelin.

A su alrededor se desparrama la vegetación, un jardín antañón presidido por un nogal centenario y separado del exterior por un muro de piedra.

Torre Berrueza

  • Categoría: establecimiento rural.
  • Dirección: Nuño Rasura, 5. Espinosa de los Monteros (Burgos).
  • Teléfono: 947 14 38 22.
  • Internet: torreberrueza.es.
  • Instalaciones: jardín, sala de reuniones para 12, salón, restaurante.
  • Habitaciones: 7 dobles, 1 suite.
  • Servicios: por sus características históricas no hay habitaciones adaptadas para discapacitados; no admite animales domésticos.
  • Precios: desde 85 euros la habitación doble, desayuno e IVA incluidos.

Más información