Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un mundo de cestas

El arquitecto Guillermo Barrios recuerda casi a diario su viaje al sureste asiático en busca de cestas artesanales

El arquitecto Guillermo Barrios.
El arquitecto Guillermo Barrios.

Junto a un grupo de arquitectos e ingenieros venezolanos, Guillermo Barrios ha fundado en el barrio madrileño de Chueca el proyecto Cesta República (calle de Válgame Dios, 6), una tienda especializada en cestería y artesanía donde se realizan también exposiciones y otros actos culturales. Su viaje al sureste asiático en busca de cestas artesanales sigue en su mente a diario.

¿Le dio mucha guerra el clima?
Ninguna. Fui en septiembre de 2016, acompañado por mi esposa y una prima. El clima es muy amable en esa época del año. Es templado y sin lluvias.

¿Encontró cestas para su proyecto?
Precisamente el libreto del viaje lo escribimos en función de eso: adquirir nuevas piezas para la tienda. Intuíamos lo que íbamos a encontrar en Bali, Tailanda y Camboya, pero aun así nos sorprendió. Han desarrollado niveles de cestería muy sofisticados, con mucha filigrana. Incluso con materiales reciclados.

¿Quién les guió en su búsqueda?
No llevábamos contactos. En Tailandia pensábamos ver cestería en la tiendas de la calle o en los mercados flotantes, pero nos dimos cuenta de que la mercancía para turistas era pura baratija. Gracias a un taxista, acabamos encontrando una calle donde solamente vendían cestas. Lo mismo hicimos en Bali.

¿Conocieron a los artesanos?
Sí, sobre todo en Siem Riep, en Camboya. Allí fuimos a un centro artesanal que se dedica a incentivar a las mujeres para que realicen arte tradicional. Por ejemplo, les enseñan a teñir fibras para la cestería. También visitamos varios telares y un centro de desarrollo del arte de la seda: desde la cosecha de gusanos hasta la venta de productos como fulares o camisas, todo de la mayor calidad que te puedas imaginar.

Seguro que vieron mucho más que cestas y telares…
Claro: visitamos el magnífico templo jemer de Angkor Wat, también en Camboya. Y además tomamos comida callejera, que en toda esa región es maravillosa, especialmente en Tailandia: tienen una oferta exuberante, con nuevos sabores no incorporados en la oferta de los restaurantes que conocemos en Occidente.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información