Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nelson, esencias de la cocina marinera con chispa

Originales aliños para pescados y mariscos fresquísimos junto a la bahía grancanaria de Arinaga

Comedor del restaurante Nelson, con vistas a la bahía de Arinaga, en Gran Canaria. Ampliar foto
Comedor del restaurante Nelson, con vistas a la bahía de Arinaga, en Gran Canaria.

Se cumplen 22 años desde que el cocinero Nelson Pérez Molina se hiciera cargo del bar familiar que antecedió a la apertura de este restaurante. Desde esa fecha, el comedor de esta casa, con vistas panorámicas sobre la bahía y el muelle de Arinaga, se ha convertido en un punto de referencia para quienes desean disfrutar de las esencias de la cocina marinera de Gran Canaria.

Puntuación: 6
Pan 6
Bodega 6
Café 4
Ambiente 6
Aseos 6
Servicio 6
Cocina 6,5
Postres 6

Por sus cocinas, escenario de la pesca local, desfilan chernes y samas de envergadura, jureles de aleta amarilla, abaes, merluza negra canaria, medregales, salmonetes, quisquillas, calamares y un sustancioso repertorio de mariscos de profundidad isleños. Las croquetas de pescado, de masa algo tosca, son mejorables; la ensaladilla rusa es solo correcta, y el atún en sashimi, mal cortado, no precisa de la fritada de verduras con la que se acompaña.

El menú sube de nivel con los pescados y mariscos cocinados a partir de ciertas recetas de corte tradicional que resuelve con una chispa innegable. Lo demuestran el delicado revuelto de erizos de mar y el sabroso arroz caldoso de mariscos.

Sin embargo, la originalidad de esta casa reside en su cocina ácida y templada. Las colas de los camarones soldado, apenas escaldadas y peladas, las sirve tibias sobre una vinagreta de calabacines con hierbas. Excelente. De las viejas, pescados que hierve al vapor y presenta en la sala humeantes, extrae sus lomos limpios a la vista para mezclarlos con aceite, vinagre y verduras finamente picadas, un salpicón recomendable. Y a los lomos de jurel en tacos les aplica un golpe de sartén antes de bañarlos en una refinada crema del típico adobo rojo especiado.

Tataki de atún rojo con guarapo y wasabi. ampliar foto
Tataki de atún rojo con guarapo y wasabi.

Recetas que remata al minuto, con puntos de cocción precisos, que dejan al descubierto su dominio de los aliños y la frescura de los productos con los que trabaja. Por el contrario, una gran merluza negra con papas y aceite de carabineros llega a la mesa algo pasada de cocción, sin la gracia de todos los pescados precedentes. Al final aguarda una breve degustación de quesos artesanos de la isla que Nelson madura y ofrece en su punto. El último atractivo lo aportan los postres caseros, que se resuelven con más pasión que técnica. Su versión de la crème brûlée, las tartas de chocolate y de manzana y, en especial, su helado de requesón con miel de palma y barquillos rotos ponen la guinda golosa a un lugar recomendable. Su bodega atesora interesantes vinos de la isla, pero el pan y el café no dan la talla.

Nelson

  • Dirección: avenida del Polizón, 47. Playa de Arinaga, Gran Canaria.
  • Teléfono: +34 928 18 08 60.
  • Cierra: domingos por la noche y lunes. 
  • Precio: entre 45 y 60 euros por persona. Arroz caldoso con mariscos, 18,50. Cherne en salsa verde con almejas, 21,90. Salmonete en vinagreta, 19,50. Tartas caseras, 5,50.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información