Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fin de semana

Valencia para los sentidos

Un paseo por seis enclaves de la ciudad pensando solo en los detalles. Del Micalet y sus 51 metros al balneario de La Alameda

La Lonja de la Seda de Valencia. Ampliar foto
La Lonja de la Seda de Valencia.

Cuando experimentamos la novedad de lo desconocido nos anclamos intensamente en el instante que vivimos. Por eso engancha viajar: nos permite estar en el presente, el único lugar que existe. Aprovechemos el viaje para conectarnos a lo que la corriente de meditación del mindfulness define como atención plena: vivir el aquí y el ahora. El pasado pasó y el futuro está por llegar.

Viajemos a Valencia. Allí el cielo siempre nos recibe de azul y el sol calienta a rabiar incluso en invierno. Visitemos seis lugares excepcionales, algunos de ellos poco conocidos, para experimentar la vida-viaje. Afinemos los sentidos: lo que oigo, lo que veo, lo que toco, lo que siento. Conectemos con nuestro niño interior y empecemos a caminar. Se puede viajar a muchos sitios, pero sin duda el viaje más fascinante es hacia uno mismo.

01 La torre

Subir los 207 escalones que separan de la tierra la cima del campanario de la catedral de Valencia acelera el corazón. El querido Micalet tiene 51 metros de altura. Note las sensaciones internas y tómese el tiempo que necesita. No hay prisa. Los ocres de los tejados de Ciutat Vella, los áticos soleados y sus macetas, la Valencia monumental seguirán esperándole, no importa lo que tarde en subir. Contacte con la historia de cada escalón, con cada inspiración, y se sentirá centrado cuando llegue a su destino. La ascensión en espiral por la torre es una metáfora de la búsqueda existencial. Pequeños huecos al exterior iluminan los escalones y son aperitivos de lo que luego nos espera en la cubierta. Disfrute del contraste entre la oscuridad del interior y la luminosidad de la cima. Desde las alturas se ve más y mejor.

02 La estación y el viaje

Guía

Información

Jardín Botánico de Valencia (www.jardibotanic.org). Abre de 10.00 a 19.00 todos los días. Entrada adulto, 2,50 euros; menores de siete años, gratis.

La Marina Real Juan Carlos I (www.marinarealjuancarlosi.com).

Oficina de Turismo de Valencia (www.turisvalencia.es).

Entramos por una de las 11 puertas de la Estación del Norte de Valencia y el tiempo se detiene. El espacio principal es longitudinal en el sentido de las vías y te catapulta a la luz. Después de contemplar los símbolos de la abundancia valenciana, las naranjas y las falleras en los techos de azulejo y trencadís del hall de este fascinante edificio de estilo modernista, vale la pena sentarse frente a los trenes. Los tres relojes de la estación podrían haberse parado, las máquinas rugen, el suelo tiembla, los viajeros pasean sus maletas y una voz te advierte cada cierto tiempo de un posible destino. Pleasent journey. El viaje, o es agradable o no es viaje.

Estación del Norte. Xàtiva, 24

03 Deriva en el jardín

Jardín Botánico de Valencia. ampliar foto
Jardín Botánico de Valencia.

Con más de 200 años, el Jardín Botánico de Valencia es un espacio vivo de investigación y divulgación de la botánica de la Universidad de Valencia. Reúne 4.500 especies vegetales y los árboles más significativos de la Tierra. Sus caminos nos permiten practicar la deriva, un concepto desarrollado por el francés Guy Debord que nos invita a encontrar nuestro propio camino guiados únicamente por lo que sentimos en el momento presente. Las sombras amarillas de este jardín mágico invitan a afinar los sentidos: las texturas de los árboles, el aroma húmedo de la tierra y las plantas medicinales, los gritos de las cotorras, la caída de las semillas.

Jardín Botánico. Quart, 80

04 El baño y el olvido

El baño en agua caliente es relajante y reconfortante. Si además contiene sales mineromedicinales como es el caso del balneario urbano de La Alameda, el beneficio es doble para la piel y el sistema respiratorio. Este centro termal se ubica en el edificio histórico de la antigua Casa de Lactancia, construido con motivo de la Exposición Regional Valenciana de 1909. La piscina activa es económicamente accesible y en muchas ocasiones ofrecen descuentos. Sumérjase y olvídese de todo, contacte con sus sensaciones y deje que sus músculos y órganos internos se relajen bajo la presión del agua.

Balneario La Alameda. Amadeu de Savoia, 14

05 El Trinquete

Mapa de Valencia. ampliar foto
Mapa de Valencia.

El Trinquete de Pelayo es la catedral de la pelota valenciana, el deporte autóctono de la comunidad, y como todo templo invita a la meditación, a seguir el recorrido de la pequeña pelota de cuero y el ir y venir de los pilotaris (jugadores). Este espacio singular de 58 metros de longitud por 11 metros de anchura se inauguró en 1868 en tierra de huerta y su relevancia llegó a ser tal para los valencianos que las calles de los alrededores se construyeron respetándolo. Ubicado en pleno centro, junto a la Estación del Norte, el Trinquete es un lugar desconocido para muchos valencianos. La pelota cuenta con numerosos aficionados y en sus gradas llega a reunir a 800 de ellos, una experiencia que no se puede vivir en otro lugar.

Trinquete de Pelayo. Pelayo, 6

6 El puerto y el mar

El espigón de la Marina Real ofrece un paseo ideal poco frecuentado y preciosas vistas de las playas de las Arenas, de la Malvarrosa y de Patacona. Valencia es una tierra afortunada de mar y montaña: la costa se prolonga y concluye en el horizonte con la sierra Calderona y el Puerto de Sagunto.p

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información