Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Once iconos modernistas en Europa

De las sensuales mujeres de Klimt a las bocas de metro más bellas del mundo, en París, hitos de la revolución estética que dibujó el Art Nouveau

  • Entre finales del siglo XIX y principios del XX, Europa se llenó de obras diferentes y rompedoras. Bajo un estilo nuevo, el Modernismo o Art Nouveau, se crearon verdaderos iconos del arte y la arquitectura, como la Casa Milà, de Gaudí, en Barcelona.
    1Entre finales del siglo XIX y principios del XX, Europa se llenó de obras diferentes y rompedoras. Bajo un estilo nuevo, el Modernismo o Art Nouveau, se crearon verdaderos iconos del arte y la arquitectura, como la Casa Milà, de Gaudí, en Barcelona. Ir a noticia
  • La ruta del modernismo europeo arranca en Viena, En los dorados interiores del palacio Belvedere (en la imagen), hoy convertido en museo, se expone los cuadros más conocidos de Gustav Klimt, como 'El beso' y 'Judith I'.
    2La ruta del modernismo europeo arranca en Viena, En los dorados interiores del palacio Belvedere (en la imagen), hoy convertido en museo, se expone los cuadros más conocidos de Gustav Klimt, como 'El beso' y 'Judith I'.
  • En Praga, el artista moravo Alphonse Mucha dejó ejemplos notables de 'art nouveau' a través de sus carteles para licores, cigarrillos y obras de teatro. Su 'Princezna Hyacinta' (en la foto) protagonizaba un póster publicitario de un ballet basado en un cuento de hadas.
    3En Praga, el artista moravo Alphonse Mucha dejó ejemplos notables de 'art nouveau' a través de sus carteles para licores, cigarrillos y obras de teatro. Su 'Princezna Hyacinta' (en la foto) protagonizaba un póster publicitario de un ballet basado en un cuento de hadas.
  • En Budapest, el símbolo más conocido del Art Nouveau no es una de las hermosas fachadas de su centro hstórico, sino la piscina termal rodeada de columnas del suntuoso Gellért Hotel, alimentada por los manantiales procedentes de la colina homónima, de propiedades curativas.
    4En Budapest, el símbolo más conocido del Art Nouveau no es una de las hermosas fachadas de su centro hstórico, sino la piscina termal rodeada de columnas del suntuoso Gellért Hotel, alimentada por los manantiales procedentes de la colina homónima, de propiedades curativas.
  • Aunque algunas entradas al metro de París, hechas de cristal y hierro forjado, sean consideradas como las más bellas del mundo, su autor, Hector Guimard, murió sin ningún reconocimiento en Nueva York.
    5Aunque algunas entradas al metro de París, hechas de cristal y hierro forjado, sean consideradas como las más bellas del mundo, su autor, Hector Guimard, murió sin ningún reconocimiento en Nueva York.
  • La casa Tassel, en el número 6 de la Rue Paul-Emile Jansonstraat de Bruselas, es la más emblemática de las construidas por Victor Horta en la capital Belga. Pero su casa-taller (Rue Américaine 25), ahora convertida en museo del artista (en la imagen), resulta imprescindible para entender su obra y el modernismo en general.
    6La casa Tassel, en el número 6 de la Rue Paul-Emile Jansonstraat de Bruselas, es la más emblemática de las construidas por Victor Horta en la capital Belga. Pero su casa-taller (Rue Américaine 25), ahora convertida en museo del artista (en la imagen), resulta imprescindible para entender su obra y el modernismo en general.
  • Aubrey Beardsley, coetáneo de Oscar Wilde e ilustrador de lo sensual y lo grotesco, ilustró con su obra 'The Toilette of Salome' (en la foto) la escandalosa obra 'Salomé' del poeta y dramaturgo irlandés.
    7Aubrey Beardsley, coetáneo de Oscar Wilde e ilustrador de lo sensual y lo grotesco, ilustró con su obra 'The Toilette of Salome' (en la foto) la escandalosa obra 'Salomé' del poeta y dramaturgo irlandés.
  • Charles Rennie Mackintosh, referencia imprescindible del modernismo en Escocia, alcanzó su apoteosis artística en Glasgow con las Willow Tea Rooms, en Sauchiehall Street. Mackintosh fue el arquitecto del edificio pero también de todos los aspectos de su diseño interior, cucharillas y delantales incluidos.
    8Charles Rennie Mackintosh, referencia imprescindible del modernismo en Escocia, alcanzó su apoteosis artística en Glasgow con las Willow Tea Rooms, en Sauchiehall Street. Mackintosh fue el arquitecto del edificio pero también de todos los aspectos de su diseño interior, cucharillas y delantales incluidos.
  • Antonio Gaudí dejó suficientes edificios emblemáticos y obras de arte en Barcelona como para articular una ruta turística dedicada exclusivamente al arquitecto modernista. Esta pasa por la terraza de la Casa Milà, más conocida como 'La Pedrera', desde la que se observa su inconclusa, para algunos, obra maestra: la Sagrada Familia.
    9Antonio Gaudí dejó suficientes edificios emblemáticos y obras de arte en Barcelona como para articular una ruta turística dedicada exclusivamente al arquitecto modernista. Esta pasa por la terraza de la Casa Milà, más conocida como 'La Pedrera', desde la que se observa su inconclusa, para algunos, obra maestra: la Sagrada Familia.
  • La libélula fue una de las especies fetiche para los autores modernistas, y algunos de los diseños más preciados entre los inspirados por los arabescos patrones de sus alas corresponden al diseñador René Lalique. Algunas de sus joyas (en la foto) se exponen en la Fundación Gulbenkian, en Lisboa.
    10La libélula fue una de las especies fetiche para los autores modernistas, y algunos de los diseños más preciados entre los inspirados por los arabescos patrones de sus alas corresponden al diseñador René Lalique. Algunas de sus joyas (en la foto) se exponen en la Fundación Gulbenkian, en Lisboa.
  • Ni Bruselas, ni París, ni Viena. La verdadera capital del Art Nouveau es Riga (también capital de Letonia), cuyo casco histórico ha sido declarado patrimonio mundial por la Unesco: es la ciudad del mundo con la mayor concentración de edificios modernistas (más de 750), como el de la imagen, del arquitecto Mikhail Eisenstein.
    11Ni Bruselas, ni París, ni Viena. La verdadera capital del Art Nouveau es Riga (también capital de Letonia), cuyo casco histórico ha sido declarado patrimonio mundial por la Unesco: es la ciudad del mundo con la mayor concentración de edificios modernistas (más de 750), como el de la imagen, del arquitecto Mikhail Eisenstein.
  • Visita imprescindible para los amantes del modernismo es la Casa Lis, en Salamanca, palacete urbano que un próspero empresario de curtidos encargó construir para su residencia particular y que actualmente acoge el Museo Art Nouveau y Art Déco.
    12Visita imprescindible para los amantes del modernismo es la Casa Lis, en Salamanca, palacete urbano que un próspero empresario de curtidos encargó construir para su residencia particular y que actualmente acoge el Museo Art Nouveau y Art Déco.
  • 13