Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un gran vestíbulo

Hotel Enara, arquitectura y precios asequibles en Valladolid

El vestíbulo del hotel Enara, en Valladolid, obra del estudio Amas4 Arquitectura. Ampliar foto
El vestíbulo del hotel Enara, en Valladolid, obra del estudio Amas4 Arquitectura.

Amas4 Arquitectura, estudio de Valladolid, son Javier López de Uriba + Fernando Zaparaín + Fermín Antuña + Eduardo García, como les gusta a ellos firmar. Su audacia en la rehabilitación como hotel de un edificio decimonónico en el centro de la capital pucelana los ha acreditado para diseñar la nueva bodega del Pago de Carraovejas, entre otras obras importantes destacadas por la crítica. Solo por la reinterpretación del antiguo patio interior, ejecutada con paramentos de madera laminada y cubierta traslúcida, el hotel merece una visita o, sencillamente, pasar la noche en él.

Puntuación: 6,5
Arquitectura 8
Decoración 5
Estado de conservación 8
Confortabilidad habitaciones 6
Aseos 6
Ambiente 4
Desayuno 7
Atención 6
Tranquilidad 8
Instalaciones 5

El acceso no es demasiado complicado pese a la condición peatonal de todo el casco histórico. A pocos metros se encuentra el Mercado de Fruta, y algo más allá, el Museo Patio Herreriano de Arte Contemporáneo y el Teatro Calderón, sede de la Seminci (semana de cine). Se permite ocasionalmente entrar por la calle peatonal de Montero Calvo, donde un ascensor inserta el vehículo en el garaje. Desde allí se accede a la recepción.

Mientras se procede al registro, la vista se pierde ansiosamente hacia el enorme atrio vestibular que configura el foyer, el espacio clave diseñado por los Amas4, de noche iluminado desde un mural frisado con fotografías de la ciudad. El interiorismo efectista de bajo coste propuesto por María Bori Ribas provoca el contraste entre el mobiliario de diseño y un humilde mostrador de recepción con cierto aire desangelado.

Las habitaciones continúan este plan funcional y algo efectista, sin que se haga notar mucho la buena insonorización del edificio. Habría que pedir una escalera en las buhardillas para contemplar el entorno urbano, dada la altura a la que se encuentra la claraboya cenital. Lástima que las camas, todas dobles, obliguen a dormir apretados, cuando el espacio invitaría a darse más a los sentidos. El cuarto de baño desmerece, a pesar del aquilatado precio de la estancia. Su equipamiento responde a soluciones del siglo pasado, una sensación que acrecientan detalles como una bañera incómoda que deja el suelo anegado de agua.

Una habitación del hotel Enara, en Valladolid. ampliar foto
Una habitación del hotel Enara, en Valladolid.

El trato es cordial y resolutivo, sin mayores alardes. Salvo, quizá, en el momento del desayuno, entre los parroquianos que también lo frecuentan desde hora temprana. Los alimentos aparecen en su punto, repuestos a cada rato. Como detalle, un camarero se acerca a ofrecer unos huevos fritos como complemento al generoso bufé. Y todo por 8 euros.

Hotel Enara

  • Categoría: 4 estrellas. 
  • Dirección: Montero Calvo, 30. Valladolid.
  • Teléfono: 983 30 02 11.
  • Internet: www.enarahotel.es
  • Instalaciones: garaje, sala de reuniones para 50 personas, salón, bar, restaurante. 
  • Habitaciones: 1 individual, 52 dobles, 1 familiar, 1 triple. 
  • Servicios: algunas habitaciones adaptadas para discapacitados; no admite animales. 
  • Precios:desde 55,25 euros la doble, IVA incluido; desayuno, 8 euros, IVA incluido; garaje, 10 euros, IVA incluido.

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información