Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
24 horas en... king's cross

Por el barrio de Kate Moss

En un área donde hubo burdeles se va a instalar ahora Google. Ruta por una zona de Londres que incluye las calles de Primrose Hill, donde viven muchos famosos, o la sede de ‘The Guardian’

La estación de tren de King’s Cross, en Londres. Ampliar foto
La estación de tren de King’s Cross, en Londres.

Tan solo hace una década era un barrio sucio y abandonado, sede de más de un burdel, atravesado por una de las avenidas con más tráfico de Londres y dominado por dos estaciones que se caían a pedazos. Hoy, King’s Cross se ha transformado en un barrio de lo más hip, abanderando una idea de desarrollo público y privado y, sobre todo, sostenible. Cada uno ha puesto de su parte: el Gobierno trasladó la estación del Eurostar de Waterloo, en el sur de Londres, a King’s Cross, al norte, y rediseñó la estación con modernidad y respecto a su historia. La puerta de la alta velocidad al continente sirve ahora de eje en una zona que ha atraído desde hoteles de lujo hasta empresas chic como el periódico The Guardian o Google, que planea invertir 700 millones de euros en construir su centro europeo en la zona. También se han levantado universidades y pisos accesibles para una población joven y urbana. A pesar de estar en el centro de la ciudad, King’s Cross cuenta con espacios verdes y el canal Regent’s, que atraviesa todo el norte de Londres y que la ciudad ha descubierto, y acomodado, en los últimos años. Proponemos este recorrido para explorar una de las zonas más vivas e interesantes de Londres en este momento.

9.00 Desayuno con estilo

Llegada a King’s Cross en metro, tren o procedentes de París, Bruselas o los Alpes. Mientras paseamos por el espacio comercial, donde encontramos tiendas satélite de grandes marcas londinenses, como la librería Foyles, podemos contemplar la impresionante estructura de hierro victoriana que sostiene el techo. En el piso de arriba de la misma estación podemos desayunar con estilo en The Champagne Bar (1).

10.00 La sede de ‘The Guardian’

Una sala del Canal Museum, en King's Cross (Londres), que explora la historia de los canales ingleses. ampliar foto
Una sala del Canal Museum, en King's Cross (Londres), que explora la historia de los canales ingleses.

Salimos de la estación y subimos por York Way hasta llegar a King’s Place (2), un centro artístico-cultural y sede de The Guardian. El periódico suele tener exposiciones permanentes a la entrada, aunque también podemos entrar en el atrio del edificio principal para contemplar el gran espacio, que cuenta con un café, sillas y sillones donde uno se puede sentar a descansar. Allí podemos mirar el programa de conciertos, conferencias u otros actos. Vale la pena llegar al restaurante Rotunda, en el mismo edificio, para ver el canal Regent’s, que seguiremos en breve. Al otro lado del Rotunda, el pequeño y muy interesante Canal Museum (3) explica la historia y usos de los muchos canales que existen en Inglaterra, muy ligados al desarrollo industrial del país.

11.00 Ciclistas y deportistas

Cruzamos York Way y nos acercamos a Granary Square (4), donde se ha construido el Central Saint College of Arts and Design —remodelado por dentro, pero con los antiguos ladrillos marrones industriales de la fachada intactos—. Se puede entrar y visitar el King’s Cross Visitors Centre. Después de la breve visita podemos acercarnos hacia las escaleras que dan al canal y allí tomarnos una taza de té o café mientras vemos pasar a los numerosos ciclistas o deportistas que regularmente transitan por esta antigua vía comercial. Después de un breve descanso cruzamos al otro lado del canal y podemos subir a una pequeña construcción para contemplar el proyecto de urbanización —ahora con un gran número de grúas, pero con una docena de edificios que enfilan rápidamente hacia el cielo—. Desde allí continuamos por Goods Way, dejando a nuestra derecha un enorme jardín vertical (plantas que crecen en una pared) y giramos a la derecha por Camley Street para adentrarnos en el Camley Street Natural Park (5), uno de los mejores secretos de Londres, una zona verde no demasiado ajardinada y tan desconocida como agradable.

12.30 El mercado de Camden

Por el barrio de Kate Moss ampliar foto

Continuamos por Camley Street hasta que cruzamos otra vez el Regent’s Canal (6) para seguir su recorrido hasta Primrose Hill. Dejaremos atrás edificios de construcción reciente y veremos imágenes de cómo se piensan desarrollar algunas zonas. Cruzaremos el mercado de Camden, atiborrado de turistas adolescentes, y seguiremos hasta Primrose Hill, el carísimo y bellísimo barrio del dramaturgo Alan Bennett; el filósofo Alain de Botton; el alcalde de Londres, Boris Johnson; la actriz Helena Bonham Carter o la modelo Kate Moss.

13.30 Una comida tranquila

Salimos del canal en Primrose Hill (está bien señalizado) y paramos a comer en un pub tranquilo, antiguo y muy londinense, el The Engineer (7), en 65, Gloucester Avenue. Luego seguimos por las elegantes calles de Primrose Hill y atravesamos Chalcot Square (8), una maravilla arquitectónica y bien escondida donde vivía la poetisa Sylvia Plath. Desde allí andamos hacia el parque Primrose Hill (9), donde subimos la colina para disfrutar de unas muy agradables vistas de Londres.

15.30 La voz de Virginia

Continuamos por Regent’s Park Road y Parkway hacia Camden. Tomaremos el metro en Camden Town (10), solo dos estaciones, hasta Euston. En Euston iremos directamente hacia la British Library (11), junto a la estación, para visitar la exposición permanente. Allí podremos descolgar un teléfono y escuchar la voz de Virginia Wolf o ver manuscritos de Shakespeare, entre muchos otros. La biblioteca cuenta con una estupenda tienda.

16.45 Cóctel a media tarde

Los aires ferroviarios del Gilbert Scott Bar. ampliar foto
Los aires ferroviarios del Gilbert Scott Bar.

Continuamos por Euston Road hasta llegar al Gilbert Scott Bar (12), parte del hotel de lujo St. Pancras Renaissance. Se trata de un espacio creativo con el aire de estación antigua, con grandes campanas colgando del techo. Tomamos champán o alguno de sus preciados cócteles. Seguimos hacia King’s Cross y cruzamos hacia Gray’s Inn Road para adentrarnos inmediatamente después en un pequeño callejón que da a Chads Place. Escondido entre calles adoquinadas llegamos al número 6 St. Chads Place (13), un espacio acogedor-industrial frecuentado por artistas, arquitectos y creativos ideal para cenar.

19.00 Teatro en el ‘pub’

Salimos hacia el barrio de Islington (un taxi es la mejor opción, pues la distancia es corta) si hay una obra de teatro que queramos ver en el King’s Head (14), un pub de Upper Street, en Islington, antiguo y lleno de encanto, y con una sala pequeña en la parte trasera. Las obras suelen empezar a las 19.30. Otra alternativa es irnos a tomar cócteles a 69 Colebrooke Row (15), muy cerca del metro Angel, en Islington también, un pequeño bar con una de las mayores y mejores selecciones de bebidas de Londres.

» Elena Moya es autora de la novela La maestra republicana (Suma de Letras).