Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
búscame ahí

Nuevo día en la cocina del diablo

Los mineros arrancan azufre cristalizado de brillante color amarillo para cargarlo al hombro en el cráter del Kawah Ijen, un volcán activo de 2.380 metros al este de la isla indonesia de Java

Mina de azufre en el cráter del Kawah Ijen, volcán activo de 2.380 metros al este de la isla indonesia de Java. Ver fotogalería
Mina de azufre en el cráter del Kawah Ijen, volcán activo de 2.380 metros al este de la isla indonesia de Java.

Aunque en la foto parece azul, el infierno es amarillo. Y huele a huevos podridos: el olor del ácido sulfhídrico (SH2) que emana del cráter del Kawah Ijen, un volcán activo de 2.380 metros, al este de la isla indonesia de Java. Hasta allí suben a diario, cuando aún es noche cerrada, los mineros de la aldea de Paltuding. Dentro del volcán, unas tuberías canalizan los gases que brotan de las fumarolas, condensándolos hasta que el azufre cristaliza y adquiere su brillante color amarillo. Este infernal alambique se enfría con el agua ácida del lago que hay en fondo del cráter. Con barras y picos, protegidos con trapos húmedos, los mineros arrancan el mineral para cargarlo al hombro en grandes cestos de hasta 70 kilos o más. Retratada por Natchwey, Salgado y otros fotógrafos, la mina de Ijen se ha puesto de moda, y hoy es una excursión habitual en los circuitos turísticos

Encuentra inspiración para tus próximos viajes en nuestro Facebook y Twitter e Instragram o suscríbete aquí a la Newsletter de El Viajero.

Más información