Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fin de año sin cotillón

Cinco casas rurales para despedir el año sin confeti ni matasuegras al calor de la chimenea

Menos matasuegra y confeti y más chimenea y paseíto campero. Un fin de año algo distinto, lejos del cotillón, de la súper cena interminable y el señor del la tele que lleva una capa. Cinco propuestas para una Nochevieja rural, al calor de una chimenea.

01 Posada Morisca

Cortijo salpicado de casas al estilo nazarí en Frigiliana, pueblo blanco de la Málaga más mora, donde la herencia árabe se hace presente. Un rincón privilegiado para la tranquilidad y el ocio, con vistas al mar y a la montaña y de estampa inconfundible: paredes de cal, celosías, dinteles, estrechas calles y pasajes, flores...

Posada Morisca (Loma de la Cruz, s/n. Ctra. Montaña, Frigiliana-Torrox). 952 53 41 51. www.laposadamorisca.com

02 El Mirador

Precioso caserón con capacidad para 12 personas y privilegiadas vistas al Moncayo, que argumentan su nombre. Situado en Santa Cruz de Moncayo, a tres kilómetros de Tarazona, en el piedemonte del techo aragonés, conforma un escenario aislado, tranquilo, acogedor y amable, que ofrece asdemás una ruta rural en coche por los pueblos vecinos, aprender a usar las manos en el cercano museo de alfarería, iniciarse en la hípica en su picadero o degustar la gastronomía típica en su restaurante. Y a sólo cinco kilómetros, el Parque natural de la Dehesa del Moncayo.

El Mirador (Alta 21, Santa Cruz de Moncayo). 639 059 494 - 976 643 138. www.elmiradordelmoncayo.com

03 El Palacio de Lloreda

Impresionante casona típica de arquitectura del siglo XVI situada en el Valle de Cayón, a 27 km de Santander y en el corazón de los Valles Pasiegos de Cantabria. Paisajes saturados de un verde hipnótico, cuevas prehistóricas Patrimonio de la Humanidad y hasta un museo de arte contemporáneo donde comenzar el año con una enriquecedora experiencia cultura. Imprescindible: disfrutar al máximo la biblioteca.

Palacio de Lloreda (Barrio de la Agüera 85, Lloreda, Valle de Cayón). 942 555 747. www.palaciodelloreda.com

04 El Molino de los gamusinos

Son, por su inteligencia, el terror de los cazadores novatos. Inteligencia demostrada al elegir, para instalarse, este precioso molino de agua del siglo XVII cuidadosamente decorado. Tres habitaciones, biblioteca y una imponente cristalera que mira a la ribera del Voltoya. Y puesto que la tarea de apresar gamusinos es tan complicada, nada como reconfortar al organismo (y al espíritu) con generosas raciones de gastronomía local.

El Molino de los gamusinos (Ribera del río Voltoya, Tolbaños, Ávila). 920 22 77 14 - 629 955 506. www.losgamusinos.com

05 El Secanet

Silencio, jardines, jacuzzi... A poca distancia de Valencia, pero lejos del bramido de la pólvora navideña, El Secanet propone un fin de año diferente, bajo el imperio de los sentidos. Relax, descanso, sonidos de pueblo, senderismo en parques naturales o cicloturismo en una de las mejores rutas del país, la Vía Verde de los Ojos Negros.

El Secanet (Torres 25, L'Algimia d'Alfara, Valencia) 962 626 527. www.elsecanet.com

Más propuestas rurales para despedir el año en El Viajero