Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Escapadas

Vacaciones para amantes del yoga

Diez enclaves en España, Portugal, Italia y Marruecos donde el yoga, la buena comida y la tranquilidad se dan la mano

Clase de Yoga en Casa Cadurau, en Huesca.
Clase de Yoga en Casa Cadurau, en Huesca.

Desconectar para reconectar. Este es el objetivo de las escapadas, las huidas, las vacaciones. De cualquier viaje. En los tiempos de lo electrónico, de los relojes líquidos, de las notificaciones y las pantallas, sin embargo, se necesita hacer un esfuerzo adicional. Por eso, los amantes de prácticas físicas e introspectivas como el yoga, empiezan a vertebrar su tiempo libre alrededor de destinos atractivos donde puedan disfrutar del paisaje, la gastronomía y el relax además de practicar yoga en espacios paradisíacos. Siempre hubo gente que se marchó en búsqueda de esta paz, y unos cuantos se quedaron. Más allá del Himalaya y las Blue Mountains, pero también en los Pirineos y en alguna playa o montaña resguardada de los turistas. Y algunos abrieron espacios para la práctica.

Descanso durante un retiro de calma en los Pirineos de Huesca organizado por Casa Cuadrau. ampliar foto
Descanso durante un retiro de calma en los Pirineos de Huesca organizado por Casa Cuadrau.

En un retiro de este tipo, que puede durar desde un fin de semana largo, a una o dos semanas (los hay de un mes o más, pues en ocasiones incluyen formación para profesor), se suele cuidar los horarios y lo que se come. Siempre hay yoga, pero también se pueden añadir masaje tailandés e incluso surf. Hay oferta con talleres de cocina vegetariana o ayurvédica y, la mayoría, vertebran los planes alrededor del senderismo o la caminata meditativa. No es raro, además, encontrar retiros que enseñan a escuchar, para poner en valor la atrofia sonora a la que nos somete el ruido de la urbe.

¿Dónde se encuentran estos pequeños paraísos? En España (y alrededores) hay unos cuantos, y excepto los que son tan secretos que no se dejan encontrar, estos son algunos de ellos:

En España:

Sesión de yoga en los Pirineos organizada por Casa Cuadrau.
Sesión de yoga en los Pirineos organizada por Casa Cuadrau.

1 Casa Cuadrau Yoga, Art & Nature, en Vio (Huesca)

Es uno de los sitios más conocidos del panorama yogui en España. Situado en Vio, en el parque natural de Ordesa y Monte Perdido, acoge retiros prácticamente todo el año, excepto en invierno. Se trata de una construcción ecológica que ofrece retiros de yoga, meditación, y senderismo, y su dieta es vegetariana. Entre sus próximos talleres están, el puente de mayo un retiro de meditación y senderismo con raquetas de nieve, y ese mismo mes, un retiro de silencio, que combina la meditación en estado horizontal con yoga y caminatas meditativas. Este empieza el 13 de mayo, hasta el 19 y hay uno solo para mujeres del 19 al 21 de mayo. Las vistas son impresionantes, y el enclave, en mitad de los Pirineos, no puede ser mejor escenario para olvidarse de todo excepto de uno mismo. Los precios de alojamiento, comida y clases para jornadas de tres o cuatro días están entre los 300 y los 400 euros.

Meditación en el Hostal Aigua Clara, frenta a la playa de Migjorn, en Formentera.
Meditación en el Hostal Aigua Clara, frenta a la playa de Migjorn, en Formentera.

2 Hostal Aigua Clara, en Formentera

Una familia dirige este pequeño alojamiento, frente a la playa de Migjorn, en Formentera, desde 1970. De hecho, es el más antiguo de los hostales de la isla. Con pocas habitaciones, el sitio adapta todo el concepto de retiro aquí. No hay hilo musical, no hay televisión, y las habitaciones están orientadas hacia sitios donde solo se escucha o bien el ruido del mar o el viento rozando las ramas de los árboles. No se hacen retiros de yoga todo el año (el último fue en octubre) sino que se aprovechan los meses más cálidos. No obstante, hay clases de yoga durante todo el año. La cocina es uno de sus puntos fuertes. Se cocina sano, mucho zumo y cocina mediterránea, elaborada con productos frescos y locales. El precio es variable, pero puede estar en torno a 550 euros el fin de semana largo con yoga, alojamiento y todas las comidas incluidas.

Jardín de Kun Kan, en Castellón.
Jardín de Kun Kan, en Castellón.

3 El retiro de Kun Kan, en Castellón

El programa que ofrece este hotel, de nueve habitaciones amuebladas y decoradas en su totalidad con materiales naturales y ecológicos, se parece mucho a lo que se ofrece en resorts de lujo en sitios como Bali, en lo que a clases y oferta terapéutica se refiere. Sus programas no solo incluyen clases de yoga, sino que invitan a hacer ayunos de tipo terapéutico, antiestrés, etc., para limpiar o reequilibrar el organismo de los excesos diarios. La oferta de su restaurante, como es habitual en estos entornos, ofrece productos ecológicos, veganos y vegetarianos.

Clase de yoga en Casa Bhakti, en Granada.
Clase de yoga en Casa Bhakti, en Granada.

4 Casa Bhakti, en Granada

Es uno de los sitios mejor valorados por los usuarios de ‘Bookyogaretreats.com’, uno de los portales de referencia para encontrar pistas sobre los mejores retiros de todo el mundo. Situado cerca de Granada, sus usuarios lo definen como “un lugar idílico con una comida fantástica”. Como comentábamos, los retiros suelen especializarse en un estilo de yoga concreto, y este lo hace en Hatha. Rodeado de almendros y olivos, la casa ofrece clases para todos los niveles, aunque en inglés. En el precio, que suele rondar los 525 euros la semana, se incluyen todas las comidas y el alojamiento, además de clases de respiración, meditación y, claro, yoga.

Habitación de la masia La Garriga de Castelladral.
Habitación de la masia La Garriga de Castelladral.

5 The Garage Blume / La Garriga de Castelladral, en Castelladral (Barcelona)

Las redes sociales tienen bastante culpa de que el yoga haya pasado de ser algo minoritario a una forma de vida para muchos. En Instagram se multiplican las fotos de asanas (posturas) más o menos asequibles, fotos que demuestran la evolución del que practica, y mucha filosofía de vida. A la modelo Verónica Blume, la siguen casi 40.000 personas. Su cuenta es como un diario gráfico que le sirve para promocionar su centro de yoga, The Garage Blume, que prepara retiros en La Garriga de Castelladral. Se trata de una casa con 14 habitaciones hechas por artesanos locales que cada cierto tiempo prepara este tipo de actividades. El próximo retiro de la escuela de Blume Yoga connection es del 17 al 21 de mayo. El precio, indican, es a partir de los 475 euros.

Sesión de yoga de Aldea Retiro.
Sesión de yoga de Aldea Retiro.

6 Jabierans, en Castellón

Los sitios donde se hacen retiros suelen ser espacios con un toque mágico que a atraen, no solo a yoguis sino a otro tipo de públicos. Es el caso de la aldea de Javier, un escultor que fundó la Asociación Espacio de Arte Jabierans Arte Naturaleza y Silencio, que es un lugar para retiros, terapia y arte. La casa es una finca cercana a las montañas de Castellón con vistas al mar y varios espacios: una cueva, una cabaña, un nido, un estudio para artistas y una sala taller, entre otros. La cocina, vegetariana, se hace con los ingredientes del huerto del lugar. Los distintos talleres, organizados por quien alquila los espacios, hay que consultarlos a través de su página web.

7 El Cielo De la Vera, en Cáceres

Hay una shala (así es como se llaman los espacios donde se practica) suspendida en mitad de un bosque de árboles que, en estas fechas ya empiezan a despertarse. El Cielo De la Vera es un pequeño paraíso escondido en esta comarca cacereña y que es vecina de otra pequeña joya, el templo budista de Shorin-Ji. A pocos metros, se encuentra el río y las pozas donde los lugareños escapan a darse un chapuzón. Disponen de varias habitaciones compartidas y algunas dobles y ofrecen, además, todas las comidas. Preparan retiros de yoga, talleres de cocina vegetariana e imparten clases de chi kun entre otras muchas cosas. Los precios son variables, según el taller. El espacio es como un oasis donde el tiempo y el espacio casi se congelan. De hecho, a la entrada, una papelera da la pista: “Deposite aquí su noción del tiempo”, pintan, y debajo, sonríe un sol hecho con ceras.

Fuera de España:

Sesión de yoga de Yoga Evolution Retreats en Oleiros (Portugal).
Sesión de yoga de Yoga Evolution Retreats en Oleiros (Portugal).

8 Yoga Evolution Retreats, en Oleiros (Portugal)

En este espacio, a 445 kilómetros de Madrid, está situado en la aldea portuguesa de Amieira, relativamente cerca de Plasencia. Su ubicación lo hace muy atractivo para que los profesores de yoga de España crucen la frontera para impartir sus retiros en esta casa, con piscina, frondosa vegetación y cerca de un río, a precios y distancia asequibles. Este centro organiza sus propios retiros de estilo Ashtanga y Yin Yoga, y este verano del 19 al 25 de agosto, acoge uno de seis días de la modalidad Jivamukti, en inglés o castellano, organizado desde España (http://www.pilateslab.es/yoga/vacaciones-de-yoga/). El precio incluye alojamiento y comida; y dependiendo del tipo de la habitación va de los 450 a 700 euros.

Terraza del alojamiento rural Terzo di Danziano, en la Toscana (Italia).
Terraza del alojamiento rural Terzo di Danziano, en la Toscana (Italia).

9 Tercio di Danciano, en la Toscana (Italia)

La palabra Toscana tiene un atractivo único per sé. Por eso se vuelve un destino predilecto por profesores que buscan espacios para realizar sus retiros. Y así lo es para la escuela Shambala Yoga Urbano, de Madrid, que prepara uno de éstos en Italia, donde se impartirán clases de yoga en distintos estilos, habrá espacio para la música barroca, para el turismo local, la gastronomía y, por supuesto, la naturaleza, pues el enclave es, como es habitual en estas citas, paradisíaco. Será del 11 al 15 de mayo en un pequeño hotel en Terzo di Danziano, el pueblo donde se rodó Bajo el sol de la Toscana. El precio es de 580 euros e incluye todas las clases, las comidas y el alojamiento.

Sesión de yoga en la playa organizada por Yoga & Surf Retreats Vila Mandala, en Marruecos.
Sesión de yoga en la playa organizada por Yoga & Surf Retreats Vila Mandala, en Marruecos.

10 Yoga & Surf Retreats Vila Mandala, en Marruecos

El surf y el yoga tienen un vínculo especial. Las posturas sobre la tabla, el equilibrio, la fuerza y la mente trabajando en el momento presente, las acercan como disciplinas y las une en cuanto a lo que a retiros se refiere. Surf Maroc ofrece retiros en inglés en la costa marroquí de siete días de duración. Tres horas y media de yoga al día, combinadas con clases de surf, tanto para principiantes como para surferos con más experiencia. El precio, que incluye alojamiento y comidas, además de las clases depende del tipo de habitación y servicios que se contraten, pero ronda los 400 euros.