Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Caireles, a un paso de la mezquita

Un hotel para tocar con la punta de los dedos el monumento emblemático cordobés

Habitación del hotel Caireles, en Córdoba. Ampliar foto
Habitación del hotel Caireles, en Córdoba.

Señala el diccionario que un cairel es toda aquella guarnición que cuelga de una cosa, bien sean las hebras de seda fijadoras de una cabellera postiza, las cuentas de cristal en los candelabros o los flecos de una falda que revolotean al aire cuando pasa una mujer cordobesa.

Puntuación: 6
Arquitectura 6
Decoración 7
Estado de conservación 8
Confortabilidad habitaciones 6
Aseos 6
Ambiente 5
Desayuno 5
Atención 8
Tranquilidad 6
Instalaciones 4

No hay otro hotel en Córdoba situado más cerca de la entrada al monumento estrella, la mezquita catedral, aparte del tradicional Maimónides y el también singular Los Patios. Entre medias se encuentra El Caballo Rojo, que tuvo sus décadas de gloria y sigue siendo el restaurante más deseado por el turismo internacional.

Remozado por el equipo de decoración Intea, autores de la rehabilitación de 82 establecimientos hoteleros, muchos en Andalucía, el hotel Caireles ocupa un edificio residencial con algunas décadas ya a sus espaldas. El muro norte de la aljama ciega parte de sus vistas a ras de calle e incluso en el primer piso del hotel, por lo que es recomendable reservar las habitaciones de la segunda planta, a fin de asegurarse la mejor panorámica del cimborrio y el cielo de palmeras que se eleva sobre el patio de los naranjos. Estos dormitorios guardan, además, una distancia prudente con el jolgorio de la noche cordobesa en los diversos mesones de la calle, especialmente concurridos durante el verano.

Comedor de desayunos del hotel Caireles, en Córdoba.
Comedor de desayunos del hotel Caireles, en Córdoba.

Salvo por la bondad del zumo de naranja, el desayuno puede decepcionar a la clientela más exigente de tan simple que es y de lo exiguo del espacio en el que se ofrece, bajo los peldaños minimalistas de la escalera. No hay más zonas comunes que esa y una futura terraza que podría habilitarse en la azotea. El resto son habitaciones de corte igualmente rectilíneo, dotadas de un mobiliario funcional, baños abiertos a la alcoba y camas satisfactoriamente ergonómicas, con colchones de relleno hipoalergénico y una sugestiva carta de almohadas. A destacar como cabeceros unos bajorrelieves alegóricos a los arabescos de la mezquita y que se pueden encontrar en la azulejaría de tantos patios cordobeses.

Caireles, en este caso, no es un adorno. Es el refajo de una cama confortable, una buena ducha y un servicio amable y eficaz, desde la recepción hasta la limpieza. El necesario refajo que abrigue nuestros sueños monumentales después de una agotadora jornada de paseo y compras por la judería de Córdoba.

Caireles

  • Categoría oficial: 2 estrellas.
  • Dirección: Cardenal Herrero, 12. Córdoba.
  • Teléfono: +34 957 49 65 61.
  • Web: ­ www.hotelcaireles.es
  • Instalaciones: sala de desayunos.
  • Habitaciones: 1 individual, 8 dobles.
  • Servicios: algunas habitaciones adaptadas para discapacitados; animales domésticos prohibidos.
  • Precios: desde 67 euros la habitación doble, IVA incluido; desayuno, 5 euros, IVA incluido.

Más información