Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ‘punk’ no muere en Melbourne

La subcultura se mantiene activa gracias a espacios independientes que se hacen cada vez más populares en la ciudad

Actuación del grupo punk australiano Kromosom, en Melbourne.

Las discusiones sobre el punk pueden ser eternas, llenas de declaraciones de principios e ilusiones por un pasado anhelado. Lo que queda claro es que el origen de este movimiento urbano –actitud, música e imagen- nunca terminó, sino que fue cambiando de estructura y ha sido remodelado por las siguientes generaciones, tal como ocurre hoy en Melbourne (Australia).

Bares, tiendas de discos y librerías, entre otros, se han establecido en el centro y noreste de la ciudad, mostrando su diversidad de intereses, apegándose a la filosofía del “hazlo tú mismo” y llenos de una atmósfera eléctrica y explosiva que caracteriza al movimiento. El punk sobrevive a partir de espacios independientes, reclamando siempre un mayor lugar dentro de la ciudad.

01 The Tote

Bar icono del punk australiano, conocido por el excelente sonido del local y superviviente de desalojos por problemas financieros, durante tres décadas varias generaciones de bandas australianas han pasado por aquí con sus aullidos y guitarras distorsionadas, siendo la cúspide para quienes se dedican al punk o al rock en Melbourne. En The Tote (67-71 Johnston St, Collingwood), podrás escuchar a bandas rápidas y pegajosas como Kromosom o Masses.

02 Record Collectors Corner

ampliar foto
Escaleras de acceso a la tienda de discos Record Collectors Corner, en Melbourne (Australia).

Junto al legendario sello discográfico Missing Link, esta suele ser la tienda más frecuentada en el centro de la ciudad por personas que buscan comprar o intercambiar vinilos, DVD’s y discos nuevos o de segunda mano de bandas procedentes de todos los continentes. En Record Collectors Corner (Nivel 1, 387 Bourke St, CBD) hay toda una sección para fanzines hechos por distintas organizaciones de la ciudad. La mayoría son gratis o a cambio de una pequeña contribución.

03 Black Goat Warehouse

Los carteles callejeros y el boca a boca son esenciales para saber cuándo habrá recitales en esta factoría del norte de la ciudad (16 French St, North Coburg). En Black Goat Warehouse el punk se convierte en una combinación de alta energía donde un grupo de personas bailan, garabatean y se pegan unos a otros en una amistosa disputa, vestidos de gala con insignias tribales: bufandas, pañuelos, encajes, guantes, pines, botas, cadenas, pernos y anillos en la nariz, las orejas y el traje. Todos sociabilizando como si fueran una gran familia.

04 The Reverence Hotel

Otro bar punk clave en Melbourne, que desde los años noventa apoya y nutre a nuevos talentos, llenando el lugar de nueva gente cada semana. Cuando en The Reverence Hotel (28 Napier St, Footscray) hay música en vivo, el recinto rebosa de cuerpos andrógenos con ropa de segunda mano, grandes amplificadores, accidentes líquidos y juegos de luces rojas, amarillas, azules y rosadas. Es común ver a bandas australianas famosas, como The Smith Street Band.

05 Polyester Bookstore

ampliar foto
Interior de la librería Polyester, en Melbourne.

Ubicada en Fitzroy, una de las zonas más bohemias de Melbourne, Polyester Bookstore (330 Brunswick St) se promociona como la librería más rara del mundo. En la puerta de vidrio se puede ver un cómic de una niña tocándose y luego, en pocos metros, libros, revistas y comics sobre fotografía, grafitis, música, porno, anarquismo, feminismo y skate, entre otros temas siempre relacionados con la cultura del hazlo tú mismo y la subversión ante instituciones gubernamentales. Hay libros raros e intrigantes que representan numerosas subculturas, entre ellas el movimiento punk.

06 Too Far Gone Screenprinting

Vestirse es también expresarse. Una prenda con motivos punk es comunicación, un lenguaje táito en torno a la historia, el sexo o la política. Too Far Gone Screenprinting (11/148 Arthurton Rd, Northcote) es una tienda que hace diseños de camisetas, chaquetas, carátulas de discos y bolsas de género a partir de la serigrafía. Los dibujos, hechos por el propio dueño, son oscuros, subversivos y hedonísticos.

07 El mundo de la moda de Jean Paul Gaultier

Ha sido una de las grandes exposiciones que ha tenido la Galería Nacional de Victoria (180 St. Kilda Road, CBD) durante este año. Además de una importante colección del diseñador francés, una de las secciones se centra específicamente en su admiración por el movimiento punk, sobre el que focalizó su mirada a principios de los años setenta en la londinense Trafalgar Square. Allí pudo ver los principios anti materialistas, la mixtura de géneros sexuales, la excentricidad y los conceptos de reciclaje que lo estimularon hacia nuevos códigos estéticos, encontrando a la cultura punk como su catalizador de ideas. La exposición estará abierta hasta el 8 de febrero.