El País

Buscador

Las mejores tiendas ‘vintage’ de Londres

Bisutería de los años veinte y minifaldas de los noventa. Ropa, joyas y juguetes antiguos. De la tienda retro de Lilly Allen a mercadillos en los maleteros de los coches, Londres se rinde a la nostalgia

Bisutería en Blitz. / www.blitzlondon.co.uk

A quien haya pasado un tiempo en Londres no le habrá pasado desapercibido el gusto de los ingleses por lo nostálgico. No sólo por su empeño en mantener ciertas costumbres, sino también por su devoción por todo lo antiguo, de las casas victorianas al té con pastas. Por ello no resulta extraño que Londres sea una de las ciudades con más oferta para los cazadores de ropa y productos del pasado. Las tiendas vintage, esos lugares donde se encuentran zapatos usados de la posguerra y minifaldas de volantes de los años ochenta, proliferan en todos los barrios de la ciudad.

Un paseo por algunas de las mejores de estas tiendas puede convertirse en algo parecido a visitar un museo, pero para los que quieran algo más que curiosear entre los vestigios del último siglo (lo vintage ya abarca desde los dorados años veinte hasta nuestra familiar década de los noventa), también hay otras alternativas para rebuscar en el pasado donde todavía se pueden encontrar verdaderas sorpresas.

Templos 'retro'

Interior de la tienda Blitz. / www.blitzlondon.co.uk

Por su estatus de barrio de moda, Shoreditch y el este de Londres es probablemente la zona con más concentración de tiendas de ropa antigua. Los domingos uno puede encontrar numerosos puestos con quincalla y artículos insólitos que aparecen por las callejuelas estrechas alrededor de Brick Lane. Y los jueves, el mercado reformado de Spitafield Market todavía reúne a algunos de los anticuarios pioneros de esta moda. Entre las tiendas que merece la pena visitar destacan The Vintage Emporium (14 Bacon street), un pequeño local con piezas exclusivas que abarcan desde la época victoriana hasta los años 50); The Blitz (55-59 Hanbury street), un almacén de dos pisos con todo tipo de productos pretéritos; y Beyond Retro (110-112 Cheshire street), uno de esos lugares que además de variedad conservan cierto aire alternativo.

Imagen del Instagram de Lucy in disguise.

Cerca de la estación de Marylebone, en una calle un tanto insospechada, se encuentra uno de los más selectos mercados de antigüedades, Alfies (13-25 Church street). Con una fachada art decó y un café acristalado en su última planta, sus galerías atesoran sombreros de campana, lámparas de los años cincuenta, muñecas de porcelana, libros amarillentos y todo tipo de mercancías con solera. Church Street, en realidad, es un foco de proveedores independientes y el centro vintage más antiguo del país.

En pleno Soho, la tienda de la cantante Lilly Allen, Lucy in disguise (48 Lexington street), se ha convertido en el ejemplo de local glamuroso; al contrario que, What the Butler Wore, detrás de la estación de Waterloo (131 Lower Marsh), un rincón un tanto polvoriento donde se amontonan trapos y curiosidades de los años sesenta y setenta.

Vestido "flapper" de los años veinte, de la tienda Pennies Vintage. / penniesvintage.com

En el norte, dos tiendas destacan por su surtido exquisito de la moda de los años 20: Annie's (12 Camden Passage), en pleno centro del mercado de antigüedades de Angel , y Pennies(41 Amwell street), una pequeña boutique con una verdadera dependienta flapper.

Finalmente, en el oeste, además de los puestos pintorescos del mercado de Portobello, uno puede acercarse a ver los prohibitivos vestidos de diseñadores de One of a Kind (259 Portobello road) o de la selecta Circa (64 Fulham High street), una de esas tiendas donde uno puede encontrar verdaderas reliquias si bien a cierto precio.

Trueques, donativos y maleteros de coche

Pero para aquellos que añoren rebuscar y disfrutar del descubrimiento de una buena ganga, todavía quedan otras opciones. Las omnipresentes Charity Shops, o tiendas de beneficencia, son la fuente principal de muchas de los proveedores de prendas antiguas, sobre todo las de barrios pudientes como Chelsea, Notting Hill o Islington. Y los establecimientos de compra-venta de ropa, como Retro Man y Retro Woman en Notting Hill (28, Pembridge Road) o Bang Bang en el número 9 de Berwick street, también esconden de vez en cuando tesoros inesperados.

Un poco de esto y aquello en el mercadillo Capital Car Boot. / www.capitalcarboot.com

Por último, en algunos barrios se celebran los populares mercados de maleteros de coche. Se trata de ferias abiertas donde cualquiera, tras pagar una modesta cantidad, puede deshacerse de las pertenencias que tenga por casa exponiéndolas en el maletero de su vehículo. Entre los más grandes destacan el que tiene lugar en Battersea Park School y en Pimlico Academy.

Aunque en Londres las nuevas ideas para vender lo viejo no se acaban nunca. Así que, además de estos lugares, lo mejor es mantenerse despierto y mirar los panfletos de los bares para encontrar ferias, convenciones y rastrillos fugaces que mantienen despierto el espíritu rastreador y algo nostálgico con el que empezó el apogeo de lo vintage.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

La excelencia de Marc Gasol abruma a los Celtics

Memphis continúa líder tras ganar a Boston (117-100) con 32 puntos de Marc, que iguala la mejor marca de su carrera

Michel Lafon, autor de Pierre Menard

Dedicó gran parte de su vida a leer y enseñar literatura argentina

Semana fatal para Cuauhtémoc, Santos y Bill Cosby

Corresponsales internacionales y analistas ponen la calificación en Washington

¿En qué está América Latina?

Entrevista con Michael Reid, editor y autor de la columna Bello de The Economist

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana